Todos los beneficios del jengibre: propiedades increíbles

El jengibre es un alimento lleno de beneficios y propiedades increíbles. Conoce sus cualidades más importantes, sus contraindicaciones y cómo tomarlo.

El jengibre es, probablemente, una de las plantas medicinales más populares no solo por su uso en la cocina como condimento y aromatizante, sino también por las increíbles propiedades que aporta, motivo por el cual se convirtió desde hace 2.000 años en uno de los ingredientes principales en la Medicina Tradicional China, donde es común su utilización como remedio tradicional en una amplia diversidad de trastornos y enfermedades, y donde es habitual la elaboración del popular té de jengibre.

Publicidad

Es más, ¿sabías que se convirtió en una planta muy utilizada en el Imperio Romano?. Luego, siglos después, fue oficinalmente recuperado por Marco Polo cuando realizó su viaje a Oriente, donde sí que era muy utilizado por la población.

jengibre

Consiste en una planta perteneciente a la familia de las zingiberáceas, cuyo tallo subterráneo (su rizoma o raíz) es en realidad el principal elemento y el más valorado por su delicado aroma y su sabor picante, siendo precisamente la parte de la planta más utilizada tanto en la cocina -ya sea como especia, seco o en polvo, o como aperitivo- como desde un punto de vista medicinal. La planta en sí puede llegar a alcanzar hasta los 2 metros de altura, con hojas lineares de hasta 20 centímetros.

Desde un punto de vista nutricional nos encontramos ante una raíz especialmente rica en hidratos de carbono y grasas, que aporta una excelente cantidad de aminoácidos, vitaminas y minerales. Además, presenta un alto contenido en flavonoides, ácido oxálico, curcumina y otros compuestos como shogaoles, gingeroles y diversos aceites esenciales. Todos estos compuestos son los que principalmente confieren al jengibre sus grandes propiedades y beneficios.

Nos encontramos no solo ante una planta muy popular, sino ante un elemento que ha sido muy estudiado a lo largo de los siglos, y particularmente por la Ciencia en las últimas décadas. Unos estudios científicos que, efectivamente, han permitido descubrir todas y cada una de las diferentes propiedades del jengibre, sobre las que te hablamos detalladamente en esta ocasión.

Las increíbles propiedades del jengibre

Maravillosa riqueza nutricional

Como te comentábamos anteriormente, el jengibre aporta una amplia cantidad de diferentes nutrientes esenciales, muchos de ellos esenciales y fundamentales dentro de una alimentación variada y equilibrada al ser indispensables para nuestra salud y para el buen funcionamiento de nuestro organismo. Entre esos nutrientes podemos mencionar:

  • Hidratos de carbono: entre un 40 a un 50%.
  • Grasas: entre un 6 a un 8%, destacando principalmente la presencia de ácidos grasos esenciales (oleico y linoleico).
  • Aminoácidos: arginina, leucina, asparagina, histidina, lisina, metionina, treonina, tirosina, triptófano, valina, glutamínico y ácido aspártico.
  • Vitaminas: vitamina C y niacina.
  • Minerales: fósforo, silicio, zinc, boro, cromo, manganeso y cobalto.
  • Otros nutrientes: flavonoides y ácido oxálico.

Bondades para el sistema digestivo

El jengibre es probablemente uno de los mejores alimentos que existen para el cuidado del sistema digestivo, gracias a su poder antibacteriano útil a la hora de tratar una amplia variedad de problemas intestinales. Al estimular el páncreas aumenta la producción de enzimas que ayudan y favorecen el proceso de la digestión. También es un remedio antidiarreico, ayudando a aumentar la población de bacterias beneficiosas en nuestra flora intestinal y luchar contra microorganismos infecciosos causantes de afecciones intestinales gracias a sus cualidades antibacterianas.

Publicidad

 Beneficios del jengibre

Se convierte también en un remedio natural excelente contra las náuseas, ayudando poderosamente a la hora de reducir e incluso eliminar prácticamente por completo las ganas de vomitar. Por ejemplo, es una opción útil cuando vamos a viajar, por ejemplo tomando un té de jengibre entre 2 a 3 horas antes de comenzar el viaje. En lo que se refiere a esta cualidad también es una opción natural para aliviar las náuseas propias del embarazo, especialmente durante los primeros meses de gestación.

Algunos estudios han constatado su capacidad de eliminar la bacteria Helicobacter Pylori. Por otra parte, también es útil para neutralizar y reducir el exceso de ácido gástrico, por lo que es adecuado en la prevención de úlceras.

Además, el jengibre se ha usado para tratar afecciones intestinales, dado que parece ser que, al estimular el páncreas, aumenta la producción de encimas que favorecen la digestión y evitan la aparición de una serie de efectos considerados como secundarios que se relacionan con la mala absorción de los mismos.

Posee además un poder antibacteriano que resulta eficaz en una gran diversidad de problemas intestinales, los cuales son producidos por alteraciones de la flora intestinal.

Si tenemos náuseas o ganas de vomitar, se ha podido comprobar cómo el jengibre resulta ser uno de los mejores remedios para poder combatirlos. Por ejemplo, tomarlo unas 3 o 2 horas antes de iniciar el viaje, y evitará que nos mareemos por el movimiento.

Puede a su vez ser eficaz contra los vómitos producidos por quimioterapia, pudiendo ser así una buena forma de reducir aquellos vómitos causados por los tratamientos de quimioterapia en los enfermos de cáncer. Eso sí, en este caso y por sus propiedades anticoagulantes, además de consultar al médico sobre su posible toma pidiéndole una recomendación de uso, no puede ser tomado con el estómago vacío.

No obstante, ante la presencia de algún problema digestivo o enfermedad del sistema digestivo, lo más adecuado es tomarlo con precaución.

Publicidad

Excelente para tu salud cardiovascular

El jengibre ayuda a favorecer y mejorar la circulación sanguínea, una cualidad que se traduce en que es útil para la prevención de accidentes vasculares al fluidificar la sangre. Por ejemplo, ayuda a disolver los trombos que se hayan formado en las arterias a la vez que es un remedio excelente contra el colesterol, siendo ideal para reducir los niveles elevados de grasas en la sangre.

Es una opción natural única para enfermedades del corazón, dado que es un preventivo natural eficaz contra las anginas de pechos y los ataques cardíacos, además de evitar la formación de trombosis y coágulos.

Propiedades del jengibre

Muy bueno contra gripes y resfriados

En caso de gripe o resfriado el jengibre es útil para reducir y aliviar sus síntomas más típicos. Por ejemplo, ayuda a aliviar los dolores articulares tan característicos de estas dos enfermedades, además de reducir la congestión nasal y bajar la fiebre de forma totalmente natural.

Para aumentar esta cualidad se aconseja optar por tomar conjuntamente jengibre con limón en una taza de infusión bien caliente.

Antiinflamatorio y analgésico natural

El jengibre actúa como antiinflamatorio natural, cualidad que se traduce precisamente en que ayuda a tratar, combatir y aliviar enfermedades respiratorias, los problemas y afecciones digestivas y la artrosis.

También ejerce un efecto analgésico muy útil para aliviar el dolor causado por enfermedades inflamatorias (como por ejemplo es el caso de la artritis y la artrosis), y además es eficaz a la hora de disminuir el dolor que aparece durante el conocido como síndrome premenstrual.

Cómo tomar el jengibre para disfrutar de sus propiedades

Existen distintas opciones a la hora de disfrutar de todas y cada una de las propiedades que nos aporta el jengibre. Escoger entre una u otra dependerá de nuestras necesidades e incluso de nuestro propio gusto personal, pero sus beneficios no disminuirán en absoluto por elegir una u otra opción:

  • En forma de infusión o té: es una de las opciones más populares. Consiste en poner a hervir un litro de agua, y cuando entre en ebullición, añadir un trozo de raíz de jengibre fresca. Luego debemos apagar el fuego, tapar, y dejar en reposo 5 minutos. Finalmente colar, endulzar al gusto y beberlo.
  • En forma de cápsulas de jengibre: es otra opción habitual, que encontramos sobre todo en herbolarios y tiendas de nutrición. Habitualmente puedes encontrar botes que traen entre 50 a 100 cápsulas de jengibre, habitualmente con extracto de jengibre cuya cantidad oscila entre los 400 a los 500 mg. Por tanto, su dosis dependerá de la cantidad, aunque lo habitual es consumir una o dos cápsulas de jengibre cada 8 horas.
  • En forma de aceite de jengibre: dado que el aceite esencial de jengibre tiende a ser muchísimo más puro (puesto que su concentración es mayor), lo más adecuado es tomar de 5 a 9 gotitas diarias repartidas en tres tomas.
  • ¿Y en la cocina?: muchas cocinas orientales utilizan el jengibre por su potente sabor. Así, por ejemplo, puede ser utilizado para la elaboración de salsas, para aliñar ensaladas o sazonar carnes.

Como tomar el jengibre

Principales contraindicaciones del jengibre

Como ocurre con cualquier otro alimento o planta medicinal, el jengibre también posee determinadas contraindicaciones que hacen que no sea tan aconsejable su consumo según en qué momentos o ante qué afecciones. Toma nota:

  • Embarazo y lactancia: Por un lado, aunque el jengibre ayuda a aliviar las náuseas, en el embarazo puede causar acidez estomacal y somnolencia. Por otra parte, durante la lactancia, no ha sido probada su seguridad para el bebé.
  • Cálculos renales o biliares: Dado que el jengibre estimula tanto los riñones como la vesícula biliar, no se recomienda su consumo en caso de tener piedras en la vesícula o en los riñones, o en caso de tener antecedentes.

Si lo deseas puedes valorar este artículo:

Todos los beneficios del jengibre: propiedades increíbles
Puntuación: 4.7 (93.85%) 13 votos

Publicidad
Temas:

Síguenos en Facebook

Publicidad