Los hongos están presentes en el aire y en el suelo, además de en otros muchos elementos. Aunque puedan parecer inofensivos, lo cierto es que pueden provocar grandes problemas de salud. Y es que, tienen un gran poder de reproducción e infección.

Algunas de las enfermedades más habituales causadas por los hongos son las siguientes. Por un lado, el pie de atleta, la cual, como su propio nombre indica, afecta a los pies; se suele dar en verano como consecuencia del calor y el sudor en esta zona del cuerpo.

Cómo curar los hongos naturalmente

Por otro lado, la candidiasis, una infección vaginal causada por hongos y que puede deberse a un amplio abanico de factores como el embarazo o la toma de anticonceptivos orales. Y, por último, la onicomicosis, que afecta a las uñas y que es muy habitual en personas mayores.

Los mejores remedios caseros para tratar los hongos

Ajo

El ajo es uno de los mejores remedios caseros que existen contra los hongos. Además, como es un ingrediente natural, se puede aplicar en personas de cualquier edad sin ningún problema; incluso niños.

El ajo se puede aplicar de dos maneras. Por un lado, se puede tomar un diente de ajo crudo, lo cual es sumamente beneficioso para eliminar los patógenos dañinos presentes en el intestino. No obstante, no es una opción demasiado buena para quienes no les guste el ajo.

Pues bien, por otro lado, si existen por ejemplo hongos en los pies, se puede aplicar una pasta de ajo. Basta con poner en un mortero un diente de ajo picado con un poco de agua. Se mezclan bien ambos ingredientes y se aplica directamente la pasta sobre los hongos. Viene muy bien para acelerar la recuperación.

Sal marina

La sal del mar es sumamente beneficiosa como remedio casero contra los hongos. Ayuda a remover las células muertas mientras ayuda a que la piel se regenere.

Si se vive cerca del mar, una buena opción es sumergir los pies directamente en el agua del mar; si se tienen hongos en los pies te será de gran ayuda. Si no se vive cerca del mar, entonces hay que comprar sal marina y diluirla en agua; luego, se sumergen los pies en una palangana.

La salud ayuda contra los hongos

Aloe Vera

Sin lugar a dudas, el aloe vera es uno de los ingredientes naturales con un mayor número de propiedades beneficiosas para la piel. Tiene un gran poder hidratante y reparador; y, además, estimula de manera notable la actividad celular.

Por lo tanto, se puede aplicar directamente sobre los hongos para acelerar su recuperación. Para ello hay que comprar una vaina de aloe vera y abrirla con ayuda de un cuchillo para extraer el jugo.

Yogur natural

Un ingrediente que prácticamente todo el mundo tiene en casa y que resulta muy útil para combatir diferentes patógenos, como los hongos. Una de sus grandes ventajas es que sirve para acelerar el proceso de eliminación de los hongos de cualquier zona del cuerpo: axilas, zonas íntimas, pies, rostro…

Su aplicación es muy sencilla. Se coloca un yogur natural en un bol de cristal y se aplica con un suave masaje sobre la zona afectada. Se deja que actúe unos 30 minutos y se aclara con abundante agua tibia. Conviene repetir este proceso todos los días hasta que los hongos desaparezcan.

Zumo de limón

Uno de los remedios caseros más antiguos y efectivos para hacer frente a los hongos. El limón contiene ácido, el cual, al contrario de lo que pueda parecer, ayuda a la piel a recuperarse.

Limón como remedio para los hongos

La aplicación de este remedio es muy fácil y rápida. Se exprime un limón para obtener el jugo y se aplica sobre la zona afectada por los hongos. La aplicación debe hacerse siempre de noche porque si tras la aplicación le da el sol a la zona afectada, pueden salir manchas.

Son muchos los remedios caseros elaborados con ingredientes naturales que existen para tratar los hongos. Cuál escoger depende de la zona a tratar, así como de los gustos y preferencias de cada persona.

Remedios caseros contra los hongos: cómo curarlos naturalmente
Puntuación: 5 (100%) 1 voto