Las fiestas de Navidad son, en casi todos los hogares, el momento ideal para sacar a relucir las artes culinarias, a través de la preparación de los más suculentos y tradicionales manjares, algo que varía enormemente entre países, regiones e incluso familias. En ocasiones también es una oportunidad para probar platos procedentes de otras culturas, especialmente en el caso de los postres.

El tronco de Navidad o “Bûche de Noël” es un dulce tradicional que se elabora durante las fiestas de Navidad en países como Francia y Bélgica, en las regiones francófonas de Suiza y Canadá, y en varias ex-colonias francesas. Tal y como se puede deducir de su nombre, se trata de un postre que imita la forma de un leño a punto para ser colocado en la chimenea. Esto recuerda una vieja costumbre en la que solía conservar un tronco de combustión lenta en el hogar desde Nochebuena hasta Fin de Año.

Delicioso Tronco de Navidad

El tronco tradicional se prepara con una base de bizcocho, se rellena de crema pastelera o de crema de chocolate, se enrolla sobre sí mismo y se recubre con una ganache de chocolate, crema de mantequilla o nata montada al chocolate.

Descubre: Tradicionales galletas de jengibre navideñas: cómo hacerlas

Receta de tronco de Navidad tradicional

Ingredientes (para 8 personas)

Para el bizcocho:

  • 4 huevos
  • 80 g de azúcar
  • 50 g de harina
  • 50 g de fécula de patata
  • 1 pizca de bicarbonato
  • 1 corteza de limón rallada

Para la decoración:

  • 2 yemas
  • 25 g de fécula
  • 50 g de azúcar
  • 200 ml de leche
  • 50 g de chocolate fondant
  • 250 ml de nata para postres
  • 100 ml de chocolate

Cómo hacer un tronco de Navidad

Preparación:

  1. Montar las yemas de 4 huevos con el azúcar hasta conseguir un aspecto claro y espumoso, tras lo cual añadiremos la harina y la fécula, una pizca de bicarbonato y el limón.
  2. Incorporar a la mezcla las claras de huevo previamente montadas a punto de nieve.
  3. Colocar papel de hornear sobre el fondo de una bandeja de horno, verter la mezcla obtenida y nivelar todo lo posible. Hornear la pasta de bizcocho a 180º C durante unos 10 o 12 minutos.
  4. Colocar papel de hornear sobre la mesa de trabajo y voltear el bizcocho sobre éste para poder despegar de forma cuidadosa el papel utilizado para la cocción. Cubrir la pasta con una nueva hoja de papel y enrollarla mientras aún esté caliente.
  5. Mientras tanto, para preparar la crema pastelera al chocolate, batir las 2 yemas con el azúcar hasta obtener una mezcla clara y espumosa, añadir la fécula tamizada y seguir mezclando hasta obtener una masa homogénea.
  6. Añadir la leche e incorporarla a la mezcla, tras lo cual la pasaremos a una olla de fondo grueso, donde se cocerá la crema a fuego muy lento, removiendo constantemente hasta obtener la densidad adecuada.
  7. Apagar el fuego y añadir el chocolate en virutas. Mezclar enérgicamente hasta la completa disolución del mismo y dejar enfriar.
  8. Extender la crema sobre el toda la superficie del bizcocho, pero dejando un par de cm en los bordes. Enrollar con cuidado, envolver el “tronco” papel de hornear y dejar en el la nevera durante una hora.
  9. Mientras tanto, montar la nata e incorporarle el chocolate fundido en frío.
  10. Una vez enfriado el rollo, cortar los dos extremos de forma trasversal y reservarlos.
  11. Colocar sobre una bandeja la porción principal del tronco y recubirla con nata al chocolate, tras lo cual pegaremos los extremos cortados previamente para darle su forma característica.
  12. Recubrir también estas piezas y rallar el conjunto con un tenedor, para imitar la corteza.
  13. Espolvorear el tronco con azúcar granulado y colocarlo en la nevera al menos durante una hora antes de servirlo.

Adicionalmente, también se puede decorar la bandeja o fuente donde se sirva el tronco con algunos complementos navideños, tales como frutas rojas, piñas, etc.

No te pierdas: Turrón crujiente de chocolate y arroz inflado: receta original

Receta de tronco de Navidad (Bûche de Noël)
Valoración