Inicio Recetas Recetas de postres Receta de confitura de cabello de ángel paso a paso
Recetas de postres

Receta de confitura de cabello de ángel paso a paso

El cabello de ángel es una maravillosa confitura tradicional muy fácil de hacer. Descubre cómo es la receta paso a paso para elaborarla como la hacían nuestras abuelas.

Cómo hacer confitura de cabello de ángel

Hay quienes aman el cabello de ángel y lo disfrutan en cualquier postre o receta (o incluso llegan a consumirlo solo), y quienes lo aborrecen precisamente por su textura hilachosa y poco agradable. Sea como fuere, se trata de un dulce tan popular como tradicional, que desde antaño se elabora y utiliza para la elaboración de una amplia variedad de recetas.

La confitura de cabello de ángel es la mejor forma de elaborarlo. Y no requiere de un proceso de preparación o elaboración muy complicado, dado que se hace a partir de la cocción de la pulpa de la calabaza de cabello de ángel en almíbar (o solución de azúcar tremendamente concentrada).

Su particularidad, precisamente, viene de su apariencia y textura, dado que con la cocción la pulpa se deshila y se forman una especie de hilos finos de color dorado realmente característicos.

Ingredientes

Para que la elaboración sea correcta se necesita que el peso equivalente de la pulpa sea la misma cantidad de azúcar (menos un 25%). Es decir, tendremos que restar un 25% a la cantidad de azúcar a usar, respecto de la cantidad de pulpa obtenida de la calabaza.

  • 1 calabaza de cabello de ángel (500 g)
  • 375 g de azúcar
  • Zumo de 1 limón
  • Canela en rama

Elaboración de la confitura de cabello de ángel

  1. En primer lugar vamos a preparar los tarros de cristal donde vamos a conservar la confitura de cabello de ángel. Para ello, lava con agua caliente y jabón, enjuagándolos bien con agua caliente. Luego déjalos escurrir boca abajo sobre paños limpios (evitando secarlos).
  2. Corta la calabaza de cabello de ángel en trozos medianos. Pon agua en una olla grande y coloca los trozos de calabaza en ella. Si es necesario vuelve a añadir más agua, hasta que cubra los trozos. Cuece a fuego medio durante 30 a 45 minutos, o hasta que la pulpa se vuelva blanda. Escurre la calabaza, retira la corteza con cuidado y elimina las semillas negras, reservando la pulpa.
  3. Ahora es un momento importante ya que vamos a saber cuánta cantidad de azúcar necesitaremos para la confitura. Para ello pesa la pulpa y, de la cantidad resultante, resta el 25%. El resultado final será la cantidad que necesites de azúcar.
  4. Pon la calabaza en un cazo grande o cazuela, y para estirar la pulpa al máximo, con la ayuda de 2 tenedores tira uno en dirección contraria del otro. De esta forma conseguirás formar los hilos tan característicos del cabello de ángel.
  5. Luego exprime el limón para obtener su jugo. Añade el azúcar a la cazuela de la calabaza, el jugo de limón y la canela en rama.
  6. Cuece a fuego lento durante 30 minutos, o hasta que la confitura se espese bien. ¡Listo! Para terminar, coloca en los tarros de vidrio y deja que la confitura se enfríe por completo antes de taparlos.

Te encantará: Cómo hacer un dulce de cabello de ángel

Cómo conservar la confitura de cabello de ángel

Para una conservación perfecta es necesario que los tarros de cristal se hayan limpiado bien, evitando secarlos interiormente con el uso de paños de tela (lo mejor es dejar secarlos completamente solos, para evitar la posible aparición de gérmenes que podrían estropear la confitura).

Una vez elaborada, la confitura se conserva muy bien en los tarros de vidrio colocados en lugar fresco y oscuro durante meses.

Imagen cortesía de Juego de Sabores / Hoy Cocinas Tu de Gastronomía & Cía

Escrito por

Director y CEO de Gaia Media Magazines, red de blogs editora de Natursan, y editor de contenidos en Natursan. Ha cursado estudios de Psicología en la UNED (Universidad Nacional de Educación a Distancia). Especializado en nutrición y salud con 11 años de experiencia como editor de contenidos, ha colaborado con medios especializados como ‘Viviendo Sanos’ o ‘Innatia’.

Suscríbete