Publicidad
Recetas

Qué son los blinis y cómo hacerlos en casa (receta de Rusia)

¿Sabes qué son los blinis y cuál es su origen? Te descubrimos también cómo podemos elaborarlos en casa con esta receta tradicional que llega directamente de Rusia.

A lo largo y ancho del mundo podemos encontrarnos con una maravillosa versatilidad en lo que a platos y recetas se refiere, ya que cada país posee de hecho su propia gastronomía. Por ello viajar es -para muchos- un auténtico placer, especialmente a quienes les encanta comer (como a mi).

Se podría decir, de hecho, que cada país tiene su propia riqueza gastronómica. Y la magia viene además con el hecho de que, además, dentro de cada país podemos encontrarnos con amplias diferencias en cada pueblo o comunidad. Algo que hace que este sector sea tan delicioso como enriquecedor.

En el tema de la repostería, por ejemplo, esta riqueza es aún mayor si cabe, ya que cada país tiene sus propios dulces y postres, e incluso variantes de otros postres típicos de otros lugares del mundo.

Un buen ejemplo de ello lo encontramos, por ejemplo, en el tradicional roscón de Reyes que se elabora en España, ya que en otros países (como es el caso de Portugal) podemos encontrar una variante conocida con el nombre de Bolo Rei.

¿Qué es un blini?

Con el nombre de blini nos encontramos ante una torta fina de origen eslavo que se elabora a base de harina, huevos, levadura y leche, y que puede ser cocida en el horno o frito en la sartén con un poco de aceite. Además, puede ser consumida con o sin relleno.

Se trata de un postre tradicional de la cocina eslava, dentro de la que podemos encontrarnos con la gastronomía rusa, bielorrusa, polaca y ucraniana.

Blinis

Aunque pueden recordar a las tortitas finas o crêpes que se elaboran habitualmente en Francia, y que destacan por utilizarse sobre todo en recetas dulces, los blinis se usan especialmente en platos más bien salados.

Por ejemplo, en algunos países como por ejemplo es el caso de Rusia lo más habitual es utilizar el blini para acompañar distintos tipos de pescados ahumados, como el salmón o el arenque, así como huevos de pescado. Además, ¿sabías que dependiendo del tipo de relleno que tenga el blini se acompaña con una u otra bebida? Así, es común acompañarlo con vino, cava, compota de frutas o té de hierbas.

¿Cómo se hace el blini? Receta tradicional

La elaboración del blini es en realidad muy sencilla. Tanto que probablemente te recordará a las tradicionales tortitas que solemos hacer en casa. Toma nota tanto de los ingredientes como de los pasos a seguir.

Ingredientes:

  • 1 huevo mediano
  • 125 g. de harina
  • 40 g. de mantequilla
  • 175 ml. de leche entera
  • 1/2 sobre de levadura en polvo
  • Una pizca de sal
  • Opcional: 45 g. de azúcar blanco

Elaboración del blini:

  1. En un cuenco pon el huevo, la mantequilla fundida y la leche. Bátelo bien hasta que estos tres ingredientes se mezclen.
  2. En otro cuenco, algo más grande, tamiza la harina y la levadura. Añade la sal y el azúcar si prefieres endulzar la masa un poco (no es preciso).
  3. Luego añade la mezcla de huevo, leche y mantequilla al cuenco de la harina y mézclalo todo bien. Lo mejor es utilizar la batidora, para obtener así una masa mucho más homogénea.
  4. Tapa el cuenco con un poco de papel film transparente y reserva en el frigorífico durante media hora.
  5. Pasado este tiempo saca el cuenco del frigorífico.
  6. Pon al fuego (no muy alto) una sartén antiadherente, unta el fondo de éste con un poco de aceite de oliva y cuando se encuentre caliente echa la masa poco a poco con la ayuda de un cucharón grande.
  7. El blini debe dorarse tanto por un lado como por el otro.
  8. Luego reserva en un plato, y haz lo mismo con los siguientes blinis.

Cómo comer los blinis

Una vez hayas preparado los blinis nos encontramos ante una masa maravillosa, cuyo sabor neutro lo convierten en una opción excelente sobre todo para ingredientes salados o dulces.

Por ejemplo, son ideales para acompañar con salmón ahumado con eneldo y crema de queso. O incluso, si lo prefieres y prefieres optar por algo más dulce, puedes acompañar con un poco de compota de manzana, mermelada de frutas o cebolla caramelizada.

Receta de blinis con crema de queso

Cómo hacer una crema de queso para acompañar tus blinis

Te proponemos en esta ocasión una maravillosa crema de queso útil para acompañar tus blinis. Para elaborarla tan solo necesitas 2 cucharadas soperas de harina de trigo, 1 cucharada sopera de mantequilla, 250 g. de queso (el que más te guste), 1/2 taza de leche, 1 pizca de nuez moscada y 1 pizca de pimienta negra molida.

La elaboración de la crema de queso es sumamente sencilla: pon en un cazo a fuego bajo la mantequilla, cuando se funda combínala con la harina y remueve bien durante algunos minutos. Luego añade la leche, poco a poco, hasta que la harina se disuelva y obtengas una crema ligera pero espesa. Desmenuza el queso y añádelo, batiendo hasta que se disuelva en la crema. Para terminar, añade la pizca de sal y de pimienta negra.

Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad