Pan de avena: beneficios y cómo hacerlo en casa (receta)

El pan de avena es un pan suave, rústico y muy nutritivo. Descubre qué beneficios te aporta y cómo puedes hacerlo en casa fácilmente con estas recetas sencillas, ideal para tu desayuno o merienda.

El pan debe formar parte de cualquier dieta que se haga llamar “equilibrada”, su importante aporte de nutrientes lo hace un alimento importante y necesario para el ser humano. Seguramente hemos escuchado, en varias oportunidades, que “el pan engorda”, pero esto es solo un mito al que debemos obviar.

Existen diferentes tipos de panes, alrededor del mundo hay diferentes varias. Los hay de trigo, de cebada, de girasol, de centeno, de maíz, de leche e incluso de soja. El pan es un alimento básico, consumido por una gran parte de la población mundial y es el alimento más común y básico en nuestra cocina. Aunque es cierto que dependiendo del país en el que nos encontremos, podremos distinguir una amplia variedad de panes.

Receta pan de avena

Entre los diferentes tipos de pan nos encontramos con el pan de avena, el cual se caracteriza por una miga muy suave y, al mismo tiempo densa. Con su costra rústica y endeble y elaborado con deliciosos copos de avena, este pan es uno de los que mayor cantidad de nutrientes aporta. La presencia de este cereal en la masa aporta un gran volumen de energía y proteínas, útiles para completar nuestra nutrición.

Aparte, el pan de avena aporta grasas insolubles y vitaminas del apartado B, ya que la avena no pierde sus propiedades alimenticias durante la elaboración. Es llamado el “pan perfecto” por sus variados beneficios al organismo. La avena contiene proteínas con alto valor biológico, por lo tanto, el pan es muy beneficioso.

Beneficios increíbles del pan de avena

Poca cantidad de gluten

A diferencia de otros panes (por ejemplo, en comparación con los elaborados con harina de trigo común), y aunque la avena no es recomendada para la gente que sufre celiaquía –una reacción inmunológica por el consumo de gluten-, el pan de avena es uno de los alimentos que puedes consumir ya que tiene un bajo nivel de gluten

Da mucha energía

Consumir pan de avena disminuye la sensación que podamos sentir tanto de cansancioi como de agotamiento, y aporta la energía que necesita el organismo para sobrellevar el día a día. Si en algún momento del día te sientes muy cansado, aunque no hayas hecho alguna actividad física, puede ser que tengas alguna carencia alimenticia.

Lo mejor es que tengas unas rebanadas de pan de avena cerca para reponerte. Además, previene los desmayos y las afecciones respiratorias.

Interesante aporte nutritivo

Este pan se convierte en una opción interesante en una amplia variedad de nutrientes esenciales. Por ejemplo, es una fuente ideal de proteínas, mientras que también destaca por ser un tipo de pan rico en hidratos de carbono complejos.

Por otro lado, también aporta sobre todo vitaminas del grupo B, mientras que entre los minerales que contiene destaca sobre todo el hierro y el calcio. De hecho, en el pan de avena, la presencia de estos es superior al resto de la oferta en panes.

Beneficios del pan de avena

Ideal para el desayuno

Por su elevado aporte en hidratos de carbono complejos se convierte en una opción ideal para el desayuno, al aportarnos la energía que necesitamos al comenzar el día, pero lo hace poco a poco, con las ventajas que para nuestro organismo ello ofrece.

Ayuda a bajar el colesterol

Todos sabemos que el colesterol alto es uno de los más grandes enemigos de nuestra salud y es muy importante reducirlo cuando sus niveles son muy altos en nuestro organismo. Entonces, si queremos cuidar nuestra salud y bajar el colesterol, el pan de avena será nuestro gran aliado.

Combate el estreñimiento

Por su contenido en fibra, el pan de avena es perfecto para batallar contra el estreñimiento y nos ayuda a acudir al baño con mayor regularidad. Algo que es de suma importancia para nuestra salud y que, muchas veces, no le damos la importancia que se merece.

Receta de pan de avena: cómo hacerlo en casa (opción vegana)

Hacer pan de avena es muy fácil, presta atención a las siguientes indicaciones y prueba la receta en tu cocina. Esto es lo que necesitas. Esta opción que te proponemos es ideal para veganos, ya que no contiene ingredientes de origen animal.

Como hacer pan de avena

Ingredientes:

  • 400 gramos de harina de trigo
  • 270 mililitros de agua
  • 80 gramos de azúcar morena
  • 2 tazas de hojuela de avena
  • 1 cucharadita de sal
  • 1 taza de agua tibia
  • 10 gramos de levadura seca

Elaboración:

Lo primero que debemos hacer es unir el agua con la levadura y el azúcar, en otro bol se colocan los ingredientes secos, siendo muy importante tamizar la harina primero con la ayuda de un colador (o tamizador), lo que nos brindará la posibilidad de disfrutar de un pan de avena mucho más esponjoso.

Posteriormente se agrega la levadura y se amasa hasta obtener una mezcla homogénea. Se deja reposar para empezar a darle forma al pan y sacarle el aire. Se coloca en un molde de pan con las hojuelas al fondo. Por último, llevar al horno precalentado a 180 ºC por 20 minutos.

Receta de pan de avena y centeno

También existen otras opciones nutritivas deliciosas a la hora de completar nuestro pan de avena. En esta ocasión, por ejemplo, te proponemos añadir centeno a nuestra receta básica. ¿Te animas a prepararlo?.

Receta de pan de avena y centeno

Ingredientes:

  • 85 gr de harina de avena (puedes utilizar copos de avena si han sido bien triturados)
  • 45 gr de harina de centeno
  • 5 claras de huevo
  • 1 sobre de levadura química
  • 100 ml. de leche de soja
  • 1 cucharada de aceite de oliva virgen extra

Elaboración:

En primer lugar vamos a tamizar bien la harina de avena y de centeno, colocándolas en un bol o cuenco grande. Luego añade la levadura química y mezcla las harinas con la levadura bien con la ayuda de un tenedor. Añade el aceite de oliva virgen extra y también la leche.

Ahora, trata de separar con cuidado las yemas de huevo de la clara, y añade las claras a la mezcla anterior removiendo bien hasta que quede una masa homogénea pero espesa.

Pon la masa en tu recipiente para preparar pan (que deberás engrasar si no es de silicona con un poco de aceite de oliva), y reserva hasta que el horno se haya precalentado a 200ºC durante unos minutos.

Luego, introduce en el horno y hornea durante 15 minutos, hasta que el pan se haya inflado y dorado. ¡Listo! Retira del horno y deja enfriar.

Pan de avena: beneficios y cómo hacerlo en casa (receta)
Puntuación: 5 (100%) 3 votos

Descubre más sobre Recetas