Inicio Salud y Medicina Enfermedades Onicomicosis (infección por hongos en las uñas): todo lo que debes saber
Enfermedades

Onicomicosis (infección por hongos en las uñas): todo lo que debes saber

La onicomicosis consiste en la infección de las uñas por hongos. Se trata de una enfermedad muy común. ¿En qué consiste, cómo se contrae y cuáles son sus síntomas?.

Existen una amplia variedad de hongos que pueden aparecer y afectar a distintas partes de nuestro cuerpo. Por ejemplo, pueden surgir en la piel, en los pies, en la vagina, en la boca y también en nuestras uñas. Cuando surgen en esta zona nos encontramos ante una afección conocida médicamente con el nombre de onicomicosis.

Publicidad

¿Qué es la onicomicosis?

La onicomicosis es una enfermedad que afecta a las uñas, consistiendo en la infección de las uñas como consecuencia de la aparición de hongos. Afecta tanto a las uñas de las manos como de los pies (es más común en las uñas de los pies), y puede venir de la propia uña o de cualquier otra infección por hongos que haya aparecido con anterioridad en otras localizaciones o zonas del cuerpo.

Aunque se trata de una afección tremendamente común su diagnóstico tiende a ser algo complicado, dado que existe un buen número de alteraciones de las uñas que pueden aparecer con síntomas bastante parecidos o similares.

No obstante, lo cierto es que muchas personas afectadas no tienden a acudir al dermatólogo hasta que la afección está ya muy avanzada, y se requiere un tratamiento médico más específico, especialmente porque al comienzo no suele provocar síntomas evidentes ni alarmantes, no causando dolor y una evolución progresiva lenta.

Onicomicosis

Causas de la onicomicosis, ¿cómo se contrae o contagia?

Antes de conocer las principales causas que pueden ocasionar en la aparición de la onicomicosis, existen una serie de factores que influyen en el contagio de esta infección por hongos.

Es más habitual, por ejemplo, en personas con diabetes o con enfermedades que afectan al sistema inmunológico, al disponer de unas defensas disminuidas. También surge habitualmente en personas con enfermedades de la sangre, arteriales o de carácter neurológico.

Los principales microorganismos causantes de la infección por hongos suelen crecer en ambientes húmedos y cálidos, de ahí que el contagio sea más frecuente y común en zonas como las piscinas, duchas o vestuarios de instalaciones recreativas o deportivas. En estos lugares es más sencillo adquirir una infección por hongos en el pie o en las uñas, sobre todo si no se toman las medidas de higiene y protección adecuadas.

En cualquier caso, los microorganismos más frecuentes en este tipo de afecciones son: dermatofitos (causante de la tiña ungueal), cándidas levaduriformes (causante de la candidiasis ungueal), moho y hongos filamentosos.

Descubre: Por qué aparecen los hongos en los pies y que síntomas producen

¿Cuáles son los síntomas de la onicomicosis?

El principal síntoma es la alteración del aspecto normal de la uña de las manos o de los pies, afectando a una uña o a varias. Esta afección tiende al comienzo a ser parcial, para luego extenderse poco a poco hasta terminar afectando a la raíz de la uña (matriz). ¿Y cuáles son esos síntomas?.

  • Aspecto leñoso de la uña: cambios en su forma.
  • Cambio de color de la uña: se torna parduzca o amarillenta.
  • Es habitual las uñas quebradizas. Es decir, que sean más frágiles o débiles.
  • Aumento del grosor.
  • Mayor facilidad a que las uñas se desprendan.

Síntomas de la infección por hongos en las uñas

Diagnóstico de la onicomicosis

Como te comentábamos, el diagnóstico de la onicomicosis es ciertamente difícil por la gran diversidad de alteraciones que afectan a las uñas, y que muestran una serie de síntomas clínicos similares. No obstante, es común que el dermatólogo sea capaz de realizar el diagnóstico directamente observando la apariencia de las uñas.

No obstante, para que el diagnóstico médico sea mucho más fiable, es común que se tome una muestra de la uña y se cultive (raspando la uña o cortando un pequeño fragmento), para confirmar no solo la infección sino el tipo de hongo responsable de la misma.

¿Cómo se trata?

Existen distintos tipos de tratamientos médicos que pueden ser de gran ayuda. Los más comunes son los siguientes:

  • Tratamientos tópicos: Son tratamientos que se aplican directamente sobre la superficie de la uña, ideales para el tratamiento de infecciones superficiales, o cuando la parte de la uña afectada no es muy extensa (por ejemplo, no ha llegado aún a la raíz de la uña). Destacan el tioconazol, la amorolfina o la ciclopiroxolamina.
  • Tratamientos sistémicos: Son tratamientos que se administran por vía oral, con una eficacia mayor. Duran varios meses, y los más usados son el itraconazol y la terbinafina.
  • Extirpación de la uña: Se trata del último tratamiento a llevar a cabo, sobre todo cuando los anteriores no han sido eficaces. Consiste básicamente en la extirpación de la uña completamente.

No te pierdas: Cómo tratar los hongos en los pies: cuidados y consejos naturales

Publicidad

Christian Pérez

Director y CEO de Gaia Media Magazines, red de blogs editora del blog Natursan, y editor de contenidos en Natursan. Ha cursado estudios de Psicología en la UNED (Universidad Nacional de Educación a Distancia). Especializado en nutrición y salud con 11 años de experiencia como editor de contenidos, ha colaborado con medios especializados como 'Viviendo Sanos' o 'Innatia'.

Publicidad

Suscríbete

Publicidad