Naranjas: beneficios y propiedades para la salud

Las naranjas cuentan con importantes beneficios y propiedades para la salud, ya que son muy ricas en vitamina C, fitoquímicos y una gran cantidad de flavonoides. Conoce y descubre todas sus increíbles cualidades.

Aunque parece que casi podemos disfrutar de las naranjas durante prácticamente todo el año, lo cierto es que, en realidad, la temporada de naranjas comienza aproximadamente en el mes de noviembre, para finalizar entre los meses de mayo y junio.

De hecho, la mejor época para comprar naranjas se produce entre los meses de noviembre a junio. ¿Por qué? Fundamentalmente porque es en su momento óptimo de maduración -y sobre todo, estando recién recolectadas- cuando nos ofrecen todo su sabor. Es más, ¿sabías que es durante los meses de otoño-invierno cuando se recogen las mejores naranjas?.

Naranja

Por ello, respecto a los beneficios que nos ofrece la naranja, suele ser común decir que son frutas especialmente adecuadas durante esta época tan fría del año, porque nos ayuda a la hora de aumentar las defensas al reforzar nuestro sistema inmunológico. Pero vayamos por partes.

Los principales beneficios de las naranjas

Elevado aporte nutritivo

Las naranjas son cítricos con un aporte interesante en nutrientes, entre los que destacan no solo vitaminas y minerales, sino también flavonoides y ácidos orgánicos que ayudan a completar sus destacadas propiedades para nuestra salud.

Por ejemplo, entre los distintos ácidos orgánicos que nos aportan, podemos mencionar la presencia de:

  • Ácido cítrico: es el encargado de potenciar la acción de la vitamina C, ayudando a facilitar la eliminación de residuos como el ácido úrico, y además favorece la absorción del calcio a nivel intestinal.
  • Ácido málico: aporta el sabor ácido y ligeramente amargo de la naranja.
  • Otros ácidos: como el ácido cafélico o el ácido ferúlico.

También aporta carotenoides, entre los que destaca el betacaroteno, que como de buen seguro sabrás, es un tipo de provitamina A muy interesante a la hora de protegernos frente a enfermedades cardiovasculares y enfermedades de la vista (como las cataratas o los daños en la retina).

Entre las vitaminas destaca sobre todo la presencia de vitamina C, pero no es la única ya que también encontramos vitaminas del grupo B (como la B1, B2, B3, B6 y B9), además de vitamina A.

Mientras que, entre los minerales, destaca el aporte de calcio, hierro, yodo, magnesio, zinc, sodio, potasio, fósforo y selenio.

Información nutricional de las naranjas por cada 100 gramos:

  • Energía: 42 kcal
  • Proteínas: 0,8 g
  • Hidratos de carbono: 8,6 g
  • Fibra: 2,4 g
  • Calcio: 36 mg
  • Hierro: 0,3 mg
  • Yodo: 2 ug
  • Magnesio: 12 mg
  • Zinc: 0,18 mg
  • Sodio: 3 mg
  • Potasio: 200 mg
  • Fósforo: 28 mg
  • Selenio: 1 ug
  • Vitamina A: 40 ug
  • Vitamina B1 (tiamina): 0,1 mg
  • Vitamina B2 (riboflavina): 0,03 mg
  • Vitamina B3 (niacina): 0,3 mg
  • Vitamina B6: 0,06 mg
  • Vitamina B9: 37 ug
  • Vitamina C: 50 mg

Muy útil para nuestras defensas

Como te comentábamos en el artículo Naranjas para mejorar el sistema inmunológico, estas frutas nos aportan una elevada cantidad tanto de vitamina C como de potasio, por lo que nos ayudan de manera muy positiva a la hora de mejorar nuestro sistema inmunológico de forma natural (es decir, son útiles para aumentar nuestras defensas).

No obstante, a diferencia de lo que se piensa, las naranjas no ayudan a prevenir ni curar el resfriado común o la gripe, pero sí ayudan precisamente a la hora de reforzar nuestro sistema inmune, disminuyendo por tanto el riesgo de padecerlas.

Propiedades de las naranjas

Ayudan a reducir el estreñimiento

Las naranjas también nos aportan fibra; concretamente, 2,4 gramos de fibra por cada 100 gramos de naranjas, que encontramos no solo en su pulpa sino también en su cáscara. Por este motivo, lo mejor es siempre comerlas enteras, tratando de evitar el zumo de naranja en la medida de lo posible (ya que apenas aporta 0,1 gramos de fibra).

Pero para disfrutar de su contenido en fibra es necesario tratar de pelarlas poco a poco, retirando la piel de la naranja con cuidado, dado que también encontramos parte de esa fibra en la piel blanca que hay entre la cáscara y la pulpa.

Útiles en la prevención de enfermedades cardiovasculares

Las naranjas son ricas en vitamina C y otros nutrientes esenciales que actúan de forma positiva a la hora de ayudarnos en la prevención de enfermedades cardiovasculares, siendo útiles a su vez en caso de colesterol elevado.

Mejor entera que en zumo

Lo cierto es que, de elegir, siempre es más adecuado optar por una pieza de fruta entera en lugar de en zumo. El principal motivo lo encontramos en que entre el consumo de la naranja entera y su jugo existen diferencias importantísimas no solo en cuanto a calorías y su aporte en fibra, sino también respecto a su poder saciante y azúcares.

Por ejemplo, es obvio que su contenido en fibra es muchísimo menor (apenas 0,1 gramos por cada 100 gramos, en comparación con los 2,4 gramos que aporta la fruta entera).

Mientras que el poder saciante del zumo de naranja es bastante menor, unido a que los azúcares del jugo son absorbidos más rápido. Como resultado de ello, tendemos a consumir más azúcares simples lo que puede ocasionar un aumento brusco de los niveles de glucosa en sangre.

Además, tendemos a consumir mayor cantidad de fruta porque el zumo no tiene prácticamente ningún poder saciante. 

Zumo o jugo de naranja

¿Qué frutas hemos podido disfrutar durante los meses de verano?

Como seguro que habrás podido notar ya, llega el verano, y con él días y días de mucho calor. Por este motivo, optar por frutas y verduras, por ensaladas o incluso por infusiones refrescantes puede ser una elección sana, saludable, y muy inteligente para calmar la sed y el calor.

Frutas como la sandía o la piña pueden convertirse de hecho en una alternativa verdaderamente útil y asequible, pero también la naranja sería una opción ideal para estas fechas.

Esto es así porque la naranja cuenta con importantes beneficios y propiedades para la salud, tal y como podremos comprobar detenida y detalladamente a lo largo del presente artículo.

Las naranjas son ideales solas o bien en ensaladas, cócteles de frutas (cuidado por cierto con las mezclas de frutas), o incluso en un delicioso, sano y exquisito helado de naranja. Ni qué decir del ya más que conocido zumo de naranja.

Propiedades de las naranjas, en resumen

Entre los beneficios y propiedades de las naranjas más importantes, destacan:

  • Cuentan con una importantísima cantidad de vitamina C.
  • Disponen de un total de 60 tipos de flavonoides y 170 fitoquímicos, los cuales son beneficiosos para prevenir y combatir el cáncer, reducir la inflamación, o bien en casos de asma u osteoporosis.
  • Ayuda a controlar los niveles de colesterol alto, a la vez que también la presión arterial.
  • Posee también un compuesto llamado limoneno, que puede ser igualmente útil para prevenir la aparición de diversos tipos de cáncer, entre los que destacan el cáncer de piel.
  • Son ideales en dietas de adelgazamiento, ya que una naranja mediana aporta solo 60 calorías.
Naranjas: beneficios y propiedades para la salud
Puntuación: 4 (80%) 2 votos

Descubre más sobre Nutrición