Inicio Salud y Medicina Consejos sanos Los beneficios de practicar ejercicio físico
Consejos sanos

Los beneficios de practicar ejercicio físico

¿Sabes qué beneficios te brinda practicar ejercicio físico regularmente? ¿Y si además lo practicas cada día? Te animará a seguir haciéndolo si los descubres.

El ejercicio, practicado especialmente a una intensidad adecuada, posee una serie de beneficios que han sido avalados por gran cantidad de estudios e investigaciones a lo largo de los años.

correr

Se recomienda practicarlo entre 3 y 4 veces a la semana, a ser posible entre 35 minutos / 1 hora por cada sesión al día.

Publicidad

Y en cierto sentido podemos elegir entre una cantidad diversa de deportes para poder practicarlo, teniendo en cuenta –claro está- nuestros gustos personales: correr, caminar, natación, ciclismo…

Los beneficios más importantes que nos brinda el ejercicio

  • Beneficia el sistema cardiorrespiratorio y el aparato locomotor.
  • Mejora los mecanismos del sueño.
  • Aumenta el gasto energético y, por tanto, el consumo de grasas.
  • Disminuye las cifras de tensión arterial.
  • Aumenta las cifras del colesterol HDL (llamado también “colesterol bueno”).
  • Es efectivo contra los diferentes dolores musculares.
  • Efecto antiestrés contra la ansiedad y el estrés en sí.
  • Ayuda en el metabolismo del calcio.

Algunas recomendaciones a seguir a la hora de practicar ejercicio

  • Empezar el día con un buen desayuno nutritivo.
  • Evitar la ingestia de alimentos ricos en glúcidos simples como el azúcar, la miel o los caramelos, durante los 30 / 40 minutos previos a la actividad física.
  • Evita bebidas ricas en cafeína o alcohol.
  • Respeta de 2 a 3 horas tras la comida antes de cualquier actividad física.
  • Bebe lo suficiente y lo necesario antes de la actividad. Es imprescindible luego tomar agua, a ser posible mineral, que nos ayude a recuperar líquidos perdidos.

¿Sabías que también el ejercicio físico tiene muchos beneficios para el cerebro?

Muchos expertos recomiendan la práctica, a ser posible diaria, de cualquier tipo de actividad aeróbica, como es el caso de bailar, nadar o incluso hacer una buena caminata a paso moderado.

De esta manera, conseguiremos no sólo cuidar nuestro cerebro, sino mantenerlo activo y aumentar los niveles tanto de adrenalina como el consumo de oxígeno.

Esto es sumamente beneficioso, dado que el ejercicio físico aumenta la irrigación sanguínea al cerebro, gracias a que estimula la circulación de nuestro organismo.

Por tanto, no lo vides: practica ejercicio físico cada día. Tu cerebro te lo agradecerá.

Este artículo se publica solo con fines informativos. No puede ni debe sustituir la consulta a un Médico. Le aconsejamos consultar a su Médico de confianza.
Temas

Escrito por

Director y CEO de Gaia Media Magazines, red de blogs editora de Natursan, y editor de contenidos en Natursan. Ha cursado estudios de Psicología en la UNED (Universidad Nacional de Educación a Distancia). Especializado en nutrición y salud con 11 años de experiencia como editor de contenidos, ha colaborado con medios especializados como ‘Viviendo Sanos’ o ‘Innatia’.

Publicidad
Publicidad