Publicidad
Nutrición y Dieta

¿El helado engorda? Cuántas calorías y grasas aporta

Puede ser un postre muy apetecible en el verano, pero ¿el helado engorda? Conoce las calorías que tiene según el tipo de helado y cuántas grasas aporta. Un postre delicioso, refrescante y muy nutritivo.

El helado no engorda

Cuando comienza el buen tiempo, porque llega la primavera o el verano, muchas son las personas a las que les apetece tomar un buen helado, aunque también son muchas las que se plantean si el helado engorda o no, especialmente si se sigue una dieta de adelgazamiento. Si bien es cierto que el contenido calórico que nos aporte puede ser elevado, todo depende del tipo de helado que se vaya a consumir.

Y no ocurre solo con su aporte energético, sino también con otros compuestos y nutrientes como podría ser el caso de las grasas saturadas, o incluso de su contenido en colesterol.

En cualquier caso, como manifiestan muchos nutricionistas y en defensa de los helados (especialmente si eres un apasionado/a de ellos como nosotros), debemos decir una cosa bien clara: el helado, en especial el helado de leche, es un postre nutritivo muy rico en calcio y proteínas de buena calidad.

¿Qué es el helado y cuál es su composición nutritiva?

El helado es un postre maravilloso que dependiendo de los ingredientes escogidos para su elaboración, puede ser considerado de muy distintas formas: helado de crema, helado de leche (de base láctea), de hielo o tipo sorbete. Aunque es cierto que, en su manera más simple, consiste en un postre que se elabora a partir de crema batida, agua y azúcar. También es posible la utilización de edulcorantes y aditivos con el fin de aportarles sabor.

Destaca por ser un producto tremendamente refrescante, cremoso y exquisito, que suele consumirse sobre todo durante los meses de verano, aunque es cierto que lo podemos encontrar -y disfrutar- durante prácticamente todo el año.

Aunque ya analizamos este tema en el artículo sobre la Información nutricional de los helados y polos, los helados destacan por su aporte nutritivo. Pero, como te comentábamos, esto depende directamente del tipo de helado que se vaya a consumir.

Así, los helados de crema y de base láctea destacan por su aporte en proteínas de elevado valor biológico (contienen por ejemplo lisina, un aminoácido muy completo), vitaminas como la vitamina B2, y minerales como el magnesio y el calcio. Además, los helados de frutas, polos y sorbetes destacan por su contenido vitamínico. Y, como veremos, por su bajo aporte energético.

El helado en dietas

De hecho, dependiendo de su composición nutricional, los helados pueden agruparse en:

  • Helados preparados a partir de leche entera o desnatada, nata o crema, y grasa animal o vegetal no láctea.
  • Helados de hielo.
  • Postres de helado y helados especiales, como los elaborados con edulcorantes no calóricos o fructosa, especiales para diabéticos.

¿Cuántas calorías aportan los helados? ¿Y cuántas grasas?

Dicho esto, los helados de nata o crema suelen contener entre 200 y 250 calorías por cada 100 gramos. Aunque si deseamos comernos un helado sin calorías, la mejor opción es optar por helados de hielo, como los de agua, ya que no incluyen grasa en su composición.

También nos podemos encontrar con los helados tipo light, que apenas tienen grasa y una serie de edulcorantes no calóricos, que aportan por tanto bastantes menos calorías.

Siempre nos podemos permitir comer algún que otro helado de crema, aunque si nos encontramos en medio de una dieta de adelgazamiento, la mejor opción es optar por helados de hielo, que incluso tienden a resultar muy buenos para mitigar el calor de la primavera y el verano.

Tabla de calorías de los helados y grasas por 10 0gramos de producto

Tipo de helado Energía (kcal) Grasas (g)
Helado 233,8  12,19
Helado de crema 254,8 14,8
Helado de leche 148,9 4,83

Calorías que aporta el helado

Entonces, ¿el helado engorda?

Los alimentos no engordan. Lo que engorda, precisamente, es el posible equilibrio que puede existir entre la energía que ingerimos a partir de los alimentos y la que gastamos, además de tener en cuenta otros elementos como factores hereditarios y genéticos.

Si tenemos en cuenta la composición nutritiva que nos aportan los helados de crema o de leche, no hay duda que se convierten en una opción adecuada nutricionalmente, siempre y cuando no sean consumidos en exceso ni de forma regular. Es decir, la clave está en consumirlos de forma moderada y puntualmente.

Esto no significa, evidentemente, que los helados sean ideales para sustituir frutas y otras postres más saludables, en absoluto. Si no que, a diferencia de lo que popularmente se piensa, en realidad es falso que los helados engorden. Engordan igual que una porción de pan o un plátano. La clave está, por tanto, en la cantidad de calorías que consumimos en el día y cuántas consumimos.

Dicho esto, un helado se puede convertir en un postre adecuado después de una comida, rico en proteínas de buena calidad, vitamina B2, calcio y magnesio. Eso sí, por el elevado contenido en colesterol de los helados de crema, es mejor escoger helados de base láctea o de agua (elaborados con frutas). Este consejo es también útil si nos preocupa nuestro peso, y si por ejemplo nos encontramos siguiendo una determinada dieta de adelgazamiento.

Más información | Helados light

Publicidad
Publicidad

5 comentarios

Publicar comentario

  • la verdad me parece que el helado si engorda y muchote auque tengo 17 años y llevo demaciados años comiendo helado y varias veces por semana y no engordo no se sera qye hay helados diferentes unos que engordan mas que otros yo sonsumo el de crema

  • la verdad no lo puedo creer 200 calorias en 100 gramos
    eso es un monton!!!
    y la verdad no dijieron nada nuevo es obio que los helados de agua no engordan NADA!pq son casi 100% agua!