Inicio Recetas Recetas de postres Galletas de avena con plátano y almendras
Recetas de postres

Galletas de avena con plátano y almendras

Preparación: 20 minutosCocción: 20 minutosRaciones: 20Dificultad: Fácil

¿Quieres aprender a hacer unas deliciosas galletas de avena con plátano y almendras? Son muy fáciles de hacer, y además, son tremendamente deliciosas y nutritivas.

¿Quieres probar a elaborar una receta de galletas caseras sin azúcar? Te enseñamos como elaborar unas galletas en las que el azúcar lo sustituiremos por el plátano como endulzante natural.

Da igual la época del año en la que estemos que siempre va a apetecer cocinar unas galletas crujientes, sobretodo si hay niños alrededor con los que podemos pasar un buen rato y realizar una actividad productiva.

Como bien explicamos en una receta anterior de galletas de avena con chocolate, puedes escoger los ingredientes que quieras para realizarlas, añadir, eliminar, o sustituir por problemas alimentarios alguno de los ingredientes.

En este caso queremos dar la opción de poder eliminar definitivamente el azúcar de la elaboración y añadir el plátano para darle el toque dulce a la galleta, sin eliminar los copos de avena y la almendra.

Cómo hacer las galletas de avena con plátano y almendras


Ingredientes:

  • 240 gramos de copos de avena suaves
  • 75 gramos de harina blanca o integral
  • 120 gramos de mantequilla sin sal
  • 1 plátano
  • 1 huevo grande
  • Media cuchara de levadura
  • Una pizca de sal fina
  • Canela al gusto
  • Almendras laminadas

¿Cómo las preparamos?

Calentaremos el horno a 180º grados antes de comenzar con la elaboración, así ahorraremos tiempo.
Pesaremos y pondremos a nuestra disposición todos los ingredientes a utilizar.

Comenzaremos mezclando la mantequilla a punto de pomada (sacarla de la nevera media hora antes) con el plátano, aplastando con un tenedor suavemente el plátano para ligarlo a la mantequilla.


Añadiremos el huevo a la mezcla y dejaremos que se liguen bien para poder empezar a introducir los ingredientes secos, en este caso, la harina, la avena, la canela, la levadura y la sal

Cuando terminemos de mezclar todos los ingredientes y la mezcla esté algo pegajosa será momento para montar la bandeja de horno con papel sulfurizado. Con la ayuda de una cuchara para helados o dos cucharas iremos colocando filas de galletas. Deja espacio entre ellas para que no se peguen.


Será el momento ideal de adornar con las almendras laminadas por encima de las galletas y darle un toque especial.

Introdúcelas en el horno y déjalas cocer durante 15 o 20 minutos, obsérvalas sin llegar a que endurezcan del todo, sácalas cuando aún estén blandas, se quedarán realmente crujientes cuando se hayan enfriado.

Escrito por

Editora de Gaia Media Magazines y responsable de publicidad, es también redactora de Natursan. Actualmente estudia Dietética y Nutrición en ICSE (Instituto Canario Superior de Estudios), y ha cursado estudios de Psicología en la UNED (Universidad de Educación a Distancia) y Terapia Gestalt por el Instituto de Gestalt de Canarias.

Suscríbete