¿Es sano recalentar el aceite?

¿Sabes que en realidad utilizar el aceite recalentado tienes muchos riesgos para la salud? Es una práctica habitual cuyas consecuencias no son conocidas.

No hay duda que, a la hora de cocinar con aceite, tiende a ser muchísimo más beneficioso desde un punto de vista nutricional optar por aceites como por ejemplo el aceite de oliva, o el aceite de girasol (destacando el primero por encima del segundo, sin duda alguna).

aceite recalentado

Lo ideal es consumir el aceite crudo para así aprovechar y disfrutar de todos sus beneficios nutricionales, aunque existen otras alternativas como por ejemplo freír los alimentos o cocinarlos a la plancha.

En estos casos lo más habitual es guardar el aceite en un recipiente metálico y hermético, y reutilizarlo luego en otro momento. Sin embargo es un error cuyas consecuencias en la salud desconocen muchísimas personas.

¿Es adecuado recalentar el aceite? ¿Cuáles son sus riesgos?

Es una práctica habitual recalentar al aceite que, anteriormente, ya ha sido utilizado para freír otros alimentos. Pero lo que pocas personas saben realmente es que se trata de una práctica poco aconsejable desde un punto de vista tanto nutricional como de salud.

¿Por qué? Cuando ese aceite es recalentado se producen ácidos grasos trans, que entre otros aspectos aceleran el proceso de coagulación de la sangre y predispone a padecer más infartos.

También ese recalentamiento ocasiona la aparición de otras sustancias nocivas, dado que al existir una temperatura muy alta se genera acrilamida, una sustancia tóxica para el cerebro que además de convierte en uno de los principales agentes cancerígenos.

Aparecen también sustancias oxidantes, que causan la aparición de enfermedades neurodegenerativas y favorecen el envejecimiento.

Y cuando esos aceites recalentados con consumidos en exceso se produce una acumulación grasa en el hígado (hígado graso, que puede tener una consecuencia más grave, como es el caso de la cirrosis hepática), hipertensión, obesidad, y diabetes.

¿Por qué optar siempre por aceites crudos?

Los aceites crudos son muchísimo mejores nutricionalmente hablando porque contienen todos los nutrientes esenciales que aportan: son ricos en antioxidantes (como los polifenoles y vitamina E), pero que finalmente se pierden cuando el aceite es calentado.

Imagen | Sikachu!

¿Es sano recalentar el aceite?
Valoración

Descubre más sobre Nutrición