¿En qué consisten las Trece Virtudes de Benjamin Franklin?

La tranquilidad, la templanza, la determinación o la limpieza son algunas de las 13 Virtudes que propuso en su momento Benjamin Franklin. Te explicamos cuáles son todas y en qué consisten.

Benjamin Franklin fue sin lugar a dudas uno de los políticos más influyentes del siglo XVIII. Sin embargo, el considerado como uno de los “Padres Fundadores de los Estados Unidos” también se hizo famoso por redactar todo tipo de libros científicos como “Experimentos y observaciones sobre la electricidad” junto a numerosos relatos autobiográficos hasta su muerte en 1790.

Publicidad

En la mayoría de ellos, hablada de las “Trece Virtudes” que intentó seguir a lo largo de su extensa  vida y de las que hablaremos en el siguiente artículo. Te explicamos cuáles son esas trece virtudes de Benjamin Franklin a continuación.

Las 13 Virtudes de Benjamin Franklin

Las 13 virtudes de Benjamin Franklin

1. Templanza

“No comas hasta el hastío; nunca bebas hasta la exaltación”

Benjamin Franklin creía que en el término medio estaba la virtud, algo que permitiría a los hombre de bien tomar decisiones más tranquilidades y sosegadas pensando siempre en el bien común.

2. Silencio

“Habla solo lo que pueda beneficiar a otros o a ti mismo. Evita conversaciones insignificantes”.

Este politólogo americano apostaba por el silencio cada vez que una discusión o disputa carecía de sentido. De lo contrario, solo intentaremos dar nuestro punto de vista sin resultado alguno provocando una gran sensación de estrés y angustia.  Sentimientos que en definitiva son muy nocivos para nuestra salud física y mental.

3. Orden

“Que todas tus cosas tenga su sitio. Que todos tus asuntos tengan su momento”.

Publicidad

¿Qué sentido tiene poner todas nuestras fuerzas en algo que sabemos que no tiene solución? A veces nos empeñamos a que las cosas nos salgan como uno quiere. Sin embargo, no nos damos cuenta que quizás no es el momento adecuado para ello. De ahí que sea mejor poner en orden nuestras ideas para después actuar en consecuencia.

4. Determinación

Resuélvete a realizar lo que deberías hacer; realiza sin fallas lo que resolviste”.

La determinación y voluntad humanas son capaces de mover montañas si de verdad nos lo proponemos. Por ello, si de verdad creemos que con nuestras acciones podemos cambiar el mundo, nada ni nadie nos debe quitar de nuestro empeño.

5. Frugalidad

“Gasta sólo en lo que traiga un bien para otros o para ti”.

Actuar por el bien común tiene más beneficios de los que creemos. Conseguiremos que los demás nos aprecien más debido a que hemos actuado en su beneficio y bienestar. Mientras que al mismo tiempo esto hará que nos sintamos mejor con nosotros mismos.

6. Diligencia

No pierdas el tiempo. Ocúpate en algo útil. Corta todas las acciones innecesarias”.

El tiempo es algo muy preciado que debemos cuidar con sumo recelo. Si lo malgastamos, estaremos despreciando también nuestra vida. Esta es un regalo que nos ha dado el universo para hacer siempre el bien y disfrutar de cada momento al máximo.

Publicidad

7. Sinceridad

No uses engaños que puedan lastimar, piensa inocente y justamente, y, si hablas, habla en concordancia”.

La verdad es una de las virtudes del ser humano que le servirá para sentirse completamente libre. Somos dueños de nuestras palabras y por tanto es muy importante que estas se ciñan a la realidad que estamos contando en todo momento.

8. Justicia

No lastimes a nadie con injurias u omitiendo entregar los beneficios que son tu deber”

Sin la justicia dejaríamos de ser seres humanos para convertirnos en meros salvajes. Nuestros hechos son los que nos definen como personas. Y por tanto siempre debemos ser justos con los demás y enriquecernos únicamente a través de nuestras propias creaciones.

9. Moderación

Evita los extremos; abstente de injurias por resentimiento tanto como creas que las merecen”.

Ponerse en cualquier de los dos extremos solo hará que tengamos una visión distorsionada de la realidad. Por esta razón, siempre tenemos que buscar el término medio (como bien os hemos explicado en el primer punto). De esta manera, nada nos exaltará y tomaremos como válida cualquier opinión.

10. Limpieza

“No toleres la falta de limpieza en el cuerpo, vestido o habitación”

La limpieza en cualquier ámbito de nuestras vidas conlleva que a largo plazo seamos unas personas más “limpias de espíritu”.

11. Tranquilidad

“No te molestes por nimiedades o por accidentes comunes e inevitables”.

Todo en esta vida tiene solución menos la muerte. Y si al final te das cuenta que ese problema tampoco tiene salida, tan solo tienes que quedarte tranquilo y esperar a una nueva oportunidad que se te presente en la vida.

12. Castidad

Frecuenta raramente el placer sexual; sólo hazlo por salud o descendencia, nunca por hastío, debilidad o para injuriar la paz o reputación propia o de otra persona.”

Muchas veces tenemos la idea preconcebida de que a través del sexo y el mero hecho de practicarlo con cualquier persona, nos convertirá en personas más felices. Sin embargo, esto a veces puede provocar el efecto contrario ya que entregar nuestra intimidad a alguien que en realidad no es de nuestro agrado, solo provocará que nuestra autoestima se deteriore.

11. Humanidad

Todo lo que hemos descrito en todos los puntos se pueden resumir simplemente en la virtud de la humanidad. Una premisa que debe estar en todos los corazones de los hombres y mujeres hasta el fin de los días.

Si lo deseas puedes valorar este artículo:

¿En qué consisten las Trece Virtudes de Benjamin Franklin?
Valoración

Publicidad
Temas:

Síguenos en Facebook

Publicidad