Publicidad
Consejos sanos

Calentar antes, después del ejercicio y cómo estirar correctamente

Antes de practicar ejercicio físico es fundamental calentar antes de hacer deporte, y también calentar o estirar bien después de haberlo terminado. ¿Por qué? Porque ayuda a prevenir lesiones, y agujetas.

Calentamiento

La práctica de ejercicio físico es fundamental no solo para mantenernos en forma. También es imprescindible a la hora de disfrutar de una mejor salud, ya que aporta un buen número de beneficios: ayuda a adelgazar y quemar la grasa sobrante, es desestresante, mejora y refuerza las articulaciones y músculos, nos ayuda a respirar mejor y a fortalecer nuestros pulmones…

Publicidad

Pero tanto o incluso más importante que el ejercicio físico es el calentamiento antes y después del ejercicio en sí mismo. Algo que no realizan muchas personas, o que tienden a no llevar a rajatabla durante la práctica deportiva, y finalmente tiene sus consecuencias evidentes.

¿Por qué calentar antes del ejercicio?

Es recomendable calentar antes de cualquier ejercicio físico –y casi podríamos decir que una obligación-, y hacerlo el tiempo aconsejado para poder calentar tanto nuestras articulaciones como nuestros músculos.

Por un lado ayuda a prevenir lesiones deportivas que se pueden producir durante el ejercicio. Mientras que, por otro, nos predispone a la propia práctica de deporte, no sólo desde un punto de vista físico, sino también psicológico.

Respecto al tiempo de calentamiento antes del ejercicio, una buenísima idea es optar por un calentamiento de entre 5 a 15 minutos, siendo siempre mejor calentar durante 10 o 15 minutos, estirando todos los músculos de nuestro cuerpo (sobretodo los músculos de las articulaciones inferiores).

¿También se debe calentar después del ejercicio?

Más que calentar en esta ocasión la palabra correcta es estiramiento. Y es que estirando bien los músculos y las articulaciones después de haber hecho ejercicio físico nos ayudará a prevenir las molestas e incómodas agujetas.

Suele ser habitual que muchas personas tiendan a no estirar bien después de haber practicado deporte, porque no sienten agujetas. Pero esto es un error, ya que no sentimos dolor porque nuestros músculos aún están calientes. El problema viene cuando pasa unas horas, ya que si no los hemos estirados aparecerán molestias en forma de agujetas.

Sobre el tiempo de estiramiento luego del ejercicio, también es útil hacerlo de 10 a 15 minutos.

¿Y por qué también debemos estirar bien antes y después del ejercicio?

Es fundamental estirar antes del ejercicio, ya que ayudamos a los músculos a que se estiren para evitar posibles lesiones durante la práctica del ejercicio posterior.

Siempre debemos estirar durante al menos 10 minutos antes de la práctica de ejercicio físico, ya que ayuda a calentar los músculos y las articulaciones.

Estiramiento

Al igual que es imprescindible hacerlo antes, también estirar después del ejercicio es algo sumamente recomendado y que ningún deportista debe nunca olvidar, sobretodo si luego, pasadas unas horas, deseamos evitar las molestas y temidas “agujetas”.

En este sentido el estiramiento es prácticamente importante, ya que con él relajamos los músculos del cuerpo a la vez que ayudamos a que recupere el ritmo cardíaco, situándolo a un nivel más o menos normal.

Para estirar, debes reducir el ritmo de la marcha y realizar respiraciones profundas. Una vez estés quito/a, adelanta una pierna flexionando un poco la rodilla y subiendo los brazos.

Mientras, puedes estirar y tirar los brazos hacia el frente y hacia arriba, y del talón de la pierna estirada, hacia el suelo.

Publicidad