Inicio Salud y Medicina Enfermedades Cólicos biliares: qué son, síntomas y causas. ¿Cómo prevenirlos?
Enfermedades

Cólicos biliares: qué son, síntomas y causas. ¿Cómo prevenirlos?

¿Sabes qué son los cólicos biliares? Descubre sus causas, que síntomas producen y cómo podemos prevenir su aparición fácilmente. Todo lo que necesitas saber.

El cólico biliar o colelitiasis consiste en la acumulación de cálculos biliares que se van adhiriendo dentro de la vesícula. Se caracterizan por tener ser de lo más diminuto hasta llegar a tener el tamaño de una pelota de golf. Los cálculos biliares se manifiestan en mayor medida en mujeres, personas mayores de cuarenta años o en aquellas que sufren de sobrepeso.

Asimismo, existen tres tipos de cólicos biliares que merece la pena mencionar. En primer lugar, nos encontramos con los cálculos de colesterol que no tiene nada que ver con un exceso de este compuesto en la sangre. Este tipo tiene la particularidad de que el hígado no es capaz de excretar y sintetizar el colesterol, produciendo así la acumulación de cálculos biliares en la vesícula.

Qué son los cólicos biliares

También existe el cólico biliar de bilirrubina que se va produciendo cuando los glóbulos rojos del organismo se descomponen de manera desenfrenada, produciendo una alta dosis de bilirrubina que la vesícula es incapaz de disolver.

Por último, también es posible que se formen cálculos biliares debido a que la vesícula biliar no se ha vaciado de forma correcta. De esta manera, se produce una alta concentración de cólicos que se van acumulando con el mero paso del tiempo.

Causas principales de los cólicos biliares

Los cólicos biliares se pueden formar por multitud de causas que iremos describiendo de forma resumida a través de las siguientes líneas.

  • Factores hereditarios. Se ha demostrado que algunas personas en la que sus familiares han sufrido de cálculos biliares, son más propensas a sufrir esta afección. Dentro de este grupo también se encuentra las mujeres o simplemente aquellas personas mayores de 40 años.
  • Llevar una dieta rica en azúcares, grasas saturadas con un consumo continuo de comida rápida, hará que la persona en cuestión pueda sufrir de cálculos biliares. También el sedentarismo está muy relacionado la aparición de colelitiasis.
  • Cirrosis hepática. Una claro caso de cirrosis provocada por el alcoholismo también puede estar muy relacionado con la aparición de cólicos biliares. Por esta razón, se recomienda siempre reducir el consumo de bebidas alcohólicas desde la aparición de los primeros síntomas.

Síntomas de los cólicos biliares

Tras haber conocido las causas que pueden producir la aparición de los cólicos biliares, a continuación vamos a hacer énfasis en los síntomas principales que provocan la aparición de estos cálculos. En primer lugar, es muy característico un fuerte dolor en toda la zona abdominal, justo por encima de donde se encuentra la vesícula.

También es posible la aparición de náuseas y vómitos tras ingerir cualquier comida acompañada de una leve fibrosis o amarillamiento de la piel u ojos, una afección que recibe el nombre de ictericia.

Sin embargo, es posible que si se sufre de colelitiasis crónica, esta afección sea completamente asintomática. Por esta razón, es muy importante que todas las personas arriba citadas vayan a su médico de confianza para que les tome una muestra de su bilis cada cierto tiempo y pueda así realizar un análisis más exhaustivo.

Señales de los cólicos biliares

En resumidas cuentas, a continuación te resumimos cuáles son los principales síntomas de los cólicos biliares:

  • Molestia en la parte superior derecha del abdomen.
  • En ocasiones esta molestia puede sentirse en el omóplato.
  • Náuseas y vómitos pueden ser síntomas habituales.

Tratamiento para los cólicos biliares

En la mayoría de ocasiones, habrá que someterse a una cirugía con el objetivo de extraer una muestra de la propia bilis a través de una operación que recibe el nombre de colecistectomía que permite extraer una muestra de este líquido sin ningún tipo de complicación para el paciente.

También es posible someterse a una laparoscopia que consiste en introducir una diminuta cámara por la cavidad del abdomen. En el final de la misma hay una pequeña linterna que permite identificar los cálculos. Gracias a esto, el médico puede realizar 3 incisiones en la zona afectada para así extirpar los cólicos.

La nota positiva de esta operación es que apenas deja cicatriz y permite reducir el tiempo de postoperatorio ya que las heridas internas se irán sanando más rápidamente.

Consejos para prevenir los cólicos biliares

Lo cierto es que dentro de la prevención de los cólicos biliares, se pueden seguir una serie de consejos y hábitos saludables que, precisamente, ayudan a prevenirlos. Te los descubrimos a continuación:

  • Bebe dos litros diarios de agua u otras bebidas sanas.
  • Evita las comidas copiosas, sobretodo las ricas en grasas.
  • Consume fruta fresca y verduras cada día, especialmente manzanas y zanahorias, las cuales captan el colesterol en el intestino gracias a su contenido en pectina.
  • Mantén cada día una alimentación rica en fibra.
Este artículo se publica solo con fines informativos. No puede ni debe sustituir la consulta a un Médico. Le aconsejamos consultar a su Médico de confianza.

Escrito por

Periodista, amante de las letras, el optimismo y una filosofía de vida basada en que la felicidad reside en uno mismo. Especializado en nutrición, psicología y salud. Ha trabajado en medios especializados del sector, como ‘La Mente Es Maravillosa’.

Suscríbete