Publicidad
Curiosidades

7 consejos útiles para adornar el árbol de Navidad

¿Vas a adornar tu árbol de Navidad pero no sabes muy bien por dónde empezar? Te ofrecemos 7 consejos que te ayudarán a tomar nuevas ideas y a hacerlo más fácil.

No hay una buena Navidad que se precie sin una fantástica decoración en casa o en la oficina. El belén y el árbol de Navidad son las piezas básicas para decorar en este ambiente festivo.

Si para ti, adornar el árbol es una ardua tarea, te damos algunos consejos útiles tanto en imaginación como en rapidez. ¡Toma nota!.

Adornar el arbol navideño

Consejos que te ayudarán a adornar tu árbol de Navidad

1. La planificación

Recuerda que antes de pensar en decorar de forma rápida la casa por Navidad es vital una previa planificación. ¿Qué decorar? ¿Tenemos los complementos y adornos necesarios? ¿Qué compramos? ¿Optamos por un árbol natural u otro artificial?.

Una vez todo organizado será más fácil saber de qué manera adornar el árbol. Seguiremos por mirar qué tenemos del pasado año, ir a comprar y/o crearlo nosotros mismos.

2. Reciclar y adornos en casa

No todo es comprar en Navidad. Con el fin de ahorrar y poder reciclar, miraremos primero qué adornos tenemos de años anteriores y también realizaremos manualidades con materiales que tenemos en casa.

Es una forma de ser originales, porque seguro que no habrá un árbol igual que el nuestro. Y, por otra parte, si hay niños pequeños en casa es otra manera de entretenerlos y hacer que se diviertan creando sus propias bolas y colgándolas en el árbol.

Adornar el árbol navideño

3. Cuestión de colores

Una gama extensa de colores hace que el árbol se vea muy recargado. Por ello, es mejor optar por dos colores básicos. Uno para las bolas y otro para los adornos (rojo combinado con verde, rojo con lila…) y estaremos atentos a los colores de la temporada para ofrecer un aspecto de modernidad: dorado, lila, burdeos… son los que tonos que ahora están más de moda. ¡Crearemos un árbol de Navidad de absoluta tendencia!

4. Navidad temática

Otra manera de adornar el árbol de Navidad es seguir un mismo hilo temático. Por ejemplo, lo podemos centrar en Papa Noel, con bolas decoradas con esta figura, caras con barba hecha de algodón… de esta manera será un árbol de Navidad muy original y sorprendente.

Pero hay muchos temas aunque no estén relacionados con la Navidad, desde la cocina al deporte pasando por las flores, todo depende de la imaginación y los gustos de cada usuario.

5. ¿Qué hacer con las luces?

Una de las primeras cosas a tener en cuenta a la hora de decorar el árbol son las luces. La gran parte de éstas van con cables que deben ser enchufados y es indispensable contar con el espacio indicado para ello. Las luces que van con pilas durarán menos pero son más efectivas porque el árbol podrá situarse en cualquier lugar de la casa.

Luces de Navidad para el arbol

6. La manera de colocar los adornos

Hay muchas formas de colocarlos. Pero una de las más eficaces es empezar de arriba hacia abajo. Así vemos los huecos que nos faltan y seguiremos un orden. La cuestión es no perderse y no estar más tiempo del necesario. ¡Recuerda que hay muchas más cosas que hacer en Navidad! Al final, eso sí, situaremos la estrella en todo lo alto.

En cuanto a este elemento, también hay muchas opciones, siempre es mejor que si ya tenemos luces alrededor del árbol, la estrella no hace falta que esté iluminada, pero sí es preciso que destaque en un color distinto o en un plata lleno de purpurina. También puede ser más grande que el resto de los elementos del árbol.

7. Los regalos debajo del árbol

Es ya una tradición poner regalos debajo del árbol, si éste es especialmente grande, sino quizás no te quepan y no quedará estéticamente bien. En el caso de que sea grande, colocaremos los regalos dentro de cajitas de diversos tamaños y colores. Pare reciclar, también podemos utilizar cajas de zapatos y customizarlas a nuestro antojo.

Serán cajas personalizadas para cada miembro de la familia. De esta forma, creamos un rincón navideño muy bello, y a veces, con esto no hace falta decorar prácticamente nada más de la casa. Recuerda que menos es más. Una casa recargada con miles de elementos navideños no tiene mucho sentido.

Publicidad
Publicidad