Estrés postvacacional

estres-postvacacional Se acerca el verano, y con él las esperadísimas vacaciones de verano, las cuales se convierten en un auténtico momento de relax y disfrute, en el que la familia se va a la piscina o a la playa, o viaja a algún lugar fuera de España.

Publicidad

Pero, sobretodo, las vacaciones de verano no sólo sirven para disfrutar, sino también para descansar, y para recuperarnos de las energías que hemos perdido día a día en el trabajo o estudio.

Cuando pasan las vacaciones, y hemos estado tantas semanas disfrutando de las mismas, muchas personas se sienten tristes y deprimidas durante varios días tras llegar a casa. Es lo que se conoce como estrés postvacacional, y hoy te hablamos sobre ello.

Estrés postvacacional, ¿qué es?

El estrés postvacacional viene a convertirse en una de las patologías más comunes en las sociedades desarrolladas, sobretodo porque suele afectar a personas jóvenes que estudian o a aquellas con alta exigencia natural.

Durante las vacaciones, estas personas tienden a vivir una ruptura brusca en su ritmo de vida, pasando de estudiar o trabajar diariamente, a descansar plenamente y disfrutar no sólo del relax, sino de un mayor tiempo de ocio.

Causas del estrés postvacacional

Generalmente el estrés postvacacional aparece al final de las vacaciones y justo cuando llegamos a casa.

Su aparición se debe a que la persona interpreta la terminación de las vacaciones como la pérdida de una determinada situación que, realmente, se querría mantener de forma indefinida, lo que provoca la aparición de una situación de ansiedad e insatisfacción.

Cómo evitarlo

Desde un punto de vista psicológico, lo principal es tratar de encontrar, durante las vacaciones, el gusto por nuestra propia rutina diaria, en la que trabajamos o estudiamos, buscando siempre el punto de vista más positivo posible, y fijándonos en las cosas que más nos gustan.

Publicidad

Las vacaciones deben ser entendidas únicamente como un momento que nos ayuda a descansar y desconectarnos de la rutina diaria, pero éstas no deben ser comprendidas como un momento que debe ampliarse de forma indefinida.

Psicológicamente hablando, es recomendable que antes de volver a las obligaciones diarias, visualicemos la situación laboral, estudiantil (en caso de que estudies) y personal, como si fueras un observador ajeno a esa misma realidad.

¿Qué te gusta y qué no? Puede ser de gran ayuda elaborar una lista con lo agradable y lo más desagradable. Y, sobretodo, no pienses durante las vacaciones en que éstas se van a terminar y vas a volver nuevamente a casa de forma negativa.

Todo tiene su momento, y también te mereces disfrutar de unos días de descanso sin estrés y ansiedad. ¡Que ya tenemos bastante con el estrés diario!.

En Naturpsico | Estrés postvacacional / Depresión postvacacional
En Naturpeques | Estrés postvacacional en niños
Imagen | Clarín

Si lo deseas puedes valorar este artículo:

Estrés postvacacional
Valoración

Publicidad
Temas:

Síguenos en Facebook

Publicidad