cosmo

El cuscús es un plato tradicional de origen bereber, con interesantes cualidades nutricionales. Descubre en qué consiste y cuáles son los pasos para prepararlo en casa.

El cuscús, o couscous, consiste en un plato tradicional bereber, que proviene de las palabras seksū o kseksū, que significan “redondito” o “bien redondo”, un nombre que en definitiva es un excelente y maravilloso indicativo de las características principales de este delicioso alimento: su forma.

Sobre su origen e historia debemos remontarnos a un escrito anónimo que data del siglo XIII, titulado Kitāb al-taṭbīj fī l-Magrib wa-l-Andalus (Libro de la cocina en el Mágreb y Al-Ándalus), en el cual se menciona una receta para elaborar este popular plato, muy apreciado en Al-Ándalus y entre la población morisca durante los siglos siguientes, tal y como demuestran diferentes escritos de la época.

cuscus

Qué es el cuscús y en qué consiste

El cuscús consiste en un plato tradicional bereber que se elabora a partir de sémola de trigo duro, que tras el cocinado presenta el tamaño medio de apenas un milímetro de diámetro. Se elabora tradicionalmente con sémola correspondiente a la parte dura del trigo molida, pero que no se ha llegado a convertir en harina.

Esos granos molidos son cocinados, durante cuyo proceso tienden a hincharse hasta aumentar su diámetro y adquirir, por tanto, su forma y apariencia tan característica.

Su origen es sobre todo marroquí. De hecho, el cuscús es en definitiva la base de la alimentación de muchos pueblos del norte de África. No obstante, hoy día es posible encontrarlo como un ingrediente sumamente habitual en otras gastronomías de otras partes y países del mundo.

Cómo cocinar el cuscús

Para hacer la receta básica de cuscús solo necesitas 1 taza de cuscús, 2 tazas y media de agua y una pizca de sal.

cocinar-cuscus

En primer lugar pon el cuscús en un cazo con difusor las 2 tazas y media de agua, y lleva a ebullición. Cuando el agua alcance este punto añade la sal y vierte en cuscús, dejando cocer durante 20 minutos.

Pasado este tiempo apaga el fuego y deja que el cuscús repose durante 5 minutos. Luego, con ayuda de un tenedor, separa los granos. ¡Listo! Lo puedes acompañar con verduras cocidas o en ensalada. Simplemente delicioso.

Imágenes | Timothy Tsui / Jason Pratt

Síguenos en Facebook

Comenta en Natursan

Pin It on Pinterest