cosmo

Levantamiento de pesas con una hernia inguinal o umbilical: descubre si puedes practicar o no este tipo de ejercicio físico de fuerza, reduciendo el dolor y haciéndolo de forma adecuada.

En una ocasión anterior respondíamos a una pregunta que seguramente te habrás hecho en algún momento de tu vida, sobretodo si conoces al algún familiar o amigo que la ha padecido: cómo saber si tienes una hernia. Se trata de un saco formado por el revestimiento de la cavidad abdominal, el cual pasa a través de un área débil o agujero en la capa fuerte de la fascia (pared abdominal que rodea el músculo).

Eso sí, dependiendo de su ubicación podemos distinguir diferentes tipos de hernias: inguinal, umbilical, hiatal, femoral, quirúrgica o eventración. Sus causas son muy variadas: levantar objetos pesados, hacer un esfuerzo al estar en el baño (por ejemplo, en caso de estreñimiento crónico), o llevar a cabo cualquier actividad que suponga elevar la presión dentro del área abdominal.

Levantamiento de pesas y hernia

En el caso particular de la hernia inguinal se caracteriza por ser una afección muy frecuente, sobretodo en los hombres, que consiste en la salida de parte de las vísceras abdominales hacia el exterior a través de agujeros de la pared abdominal. Una vez aparece, su único tratamiento es la cirugía.

Podemos distinguir en este momento dos tipos de hernias inguinales:

  • Hernia inguinal directa: el orificio se forma de manera artificial en la pared abdominal.
  • Hernia inguinal indirecta: todos los hombres presentan un pequeño orificio inguinal interno que permite el paso de los distintos vasos sanguíneos del testículo y del conducto seminal. Sin embargo, en algunos casos este orificio es algo más grande, pudiendo formarse una hernia.

En el caso de la hernia umbilical se caracteriza por ser una protrusión del contenido de la cavidad abdominal por un punto débil del anillo umbilical a consecuencia de un defecto en el cierre de la pared abdominal. Es la más común en niños y adultos, sobretodo en mujeres y en personas obesas.

Si practicas habitualmente levantamiento de pesas y te han diagnosticado una hernia inguinal, es posible que tengas dudas relacionadas con su práctica. En este sentido se aconseja el uso de una faja, que ayuda a soportar mejor el esfuerzo al momento de cargar mucho peso y disminuye el dolor o las molestias. Y realizar siempre el ejercicio de manera adecuada, sin hacer mucho esfuerzo y cargando correctamente las pesas.

No obstante, si sientes muchas molestias obviamente se recomienda parar la práctica de ejercicio físico de fuerza hasta que el  tratamiento quirúrgico ayude en su resolución.

Imagen | Henderson Images

Síguenos en Facebook

Comenta en Natursan

Pin It on Pinterest