cosmo

El perejil es una hierba que aporta interesantes beneficios desintoxicantes y depurativos de los riñones. Descubre cómo elaborar la infusión de perejil ideal para limpiarlos naturalmente.

Es bastante probable que entre las diferentes hierbas aromáticas que tienes en estos momentos en la despensa de tu cocina, especialmente si tiendes a cocinar cada día en casa, una de ellas sea el perejil. Y es que se trata, casi sin duda alguna, en una de las plantas más conocidas, populares y usadas en la cocina. Puede ser utilizado fresco, por ejemplo en ramilletes para adornar platos o picado para espolvorear sobre determinados platos, o seco para utilizar como aromatizante de recetas en el horno.

De hecho, su sabor algo picante y su bonito color verde la convierten en una hierba aromática que es difícil que falte en muchas casas, sobre todo si tenemos en cuenta que es perfecta para guisos, caldos y sopas, en mayonesas o vinagretas, en recetas con huevo o simplemente sobre hortalizas o carnes. También es común mezclarlo con pan rallado o añadirlo a la mantequilla.

Infusión de perejil para los riñones

Pero ¿conoces sus beneficios medicinales más destacados? A diferencia de otras hierbas con cualidades medicinales muchísimo más conocidas, lo cierto es que el perejil ha pasado más a formar parte de la cocina como hierba aromática, no siendo tan popular su uso medicinal como curativo o preventivo. Solo la medicina más natural la utiliza, y antaño era habitual que nuestras abuelas la usaran para determinados trastornos y afecciones de salud.

Por ejemplo, es un excelente digestivo natural útil para ayudarnos a hacer mejor la digestión, siendo ideal en caso de digestiones lentas o para aliviar los espasmos intestinales. En este sentido también ayuda a regularizar el tránsito intestinal, gracias a su contenido en fibra. Igualmente es útil para reforzar el sistema inmunológico de manera totalmente natural, al ser muy rico en vitamina C.

Pero en esta ocasión queremos fijarnos en los beneficios del perejil para los riñones, órganos fundamentales en el proceso de desintoxicación de nuestro organismo, especialmente porque son los principales encargados de filtrar la orina.

Los beneficios del perejil para los riñones

Los riñones son dos órganos con forma de frijol o de habichuela que encontramos en la parte posterior de la cavidad abdominal, justo por encima de la cintura. Se convierten en uno de los principales filtros de nuestra sangre, ya que se encargan de eliminar lo que nuestro organismo no necesita a través de la orina y retener solo lo que el cuerpo pude aprovechar.

Receta de infusión de perejil

Sus funciones no acaban aquí, dado que también se encargan de la regulación de la presión arterial, estimulan la producción de los glóbulos rojos en nuestra sangre y participan en la regulación del equilibrio hidrosalino. Sobre cada riñón nos encontramos a su vez con la glándula suprarrenal, la cual ejerce la importantísima función de regular la respuesta de nuestro organismo frente al estrés.

El perejil es una hierba medicinal con muchos beneficios para los riñones, puesto que ayuda a fortalecerlos de forma totalmente natural, estimulando de manera adecuada las distintas funciones renales. Es útil en la prevención de las piedras en el riñón. Sin embargo, a pesar de ser útil para prevenir los cálculos renales cuando éstas ya están presentes su consumo no es recomendado.

Te recomendamos leer Cómo desintoxicar los riñones.

Es un excelente depurativo natural de los riñones, lo que significa que consumir perejil regularmente ayuda a que los riñones lleven a cabo mejor sus funciones tanto de depuración como de desintoxicación.

En caso de hipertensión arterial también se convierte en una planta medicinal adecuada, puesto que es interesante para reducir y regular los niveles elevados de la presión arterial.

infusion-de-perejil

Cómo hacer la infusión de perejil

Preparar la infusión de perejil en casa es sumamente sencillo, fácil y rápido. Solo necesitas los ingredientes que te indicamos y seguir los pasos siguientes.

  • Ingredientes que necesitas: 1 cucharadita de perejil (puede ser fresco o seco), 1 taza de agua.
  • Preparación de la infusión de perejil: Pon el agua en un cazo y calienta hasta que alcance el punto de ebullición. Antes de que empiece a hervir retira el cazo del fuego, añade el perejil y deja en reposo entre 5 a 10 minutos. Finalmente cuela y sirve en una taza o vaso.
  • Cuándo tomar la infusión de perejil: Puedes tomar esta infusión 3 veces al día, una de ellas en ayunas y las siguientes después de las dos comidas principales (esto es, almuerzo y cena).
  • Contraindicaciones: por su contenido en ácido oxálico no se recomienda el consumo de perejil en caso de cálculos renales (piedras en el riñón) o si tienes la tendencia a producirlos.

Recuerda que es fundamental seguir una alimentación adecuada para cuidar y proteger los riñones, bebiendo la cantidad de líquidos aconsejados cada día y evitando sustancias tóxicas, como por ejemplo es el caso del alcohol o las bebidas azucaradas.

Síguenos en Facebook

Comenta en Natursan

Pin It on Pinterest