cosmo

El herpes labial es una infección típica causada por un virus. Te descubrimos algunos remedios y consejos naturales para mejorar sus síntomas y prevenir su aparición fácilmente.

El herpes labial, conocido también como calentura, es consecuencia de un virus, el virus del herpes simple tipo 1, que en ocasiones puede permanecer adormecido o inactivo en las personas que han sido contagiadas por ese virus.

El contagio principalmente se produce en la etapa infantil o en la adolescencia, se contagia a través de la saliva, mediante un beso o por compartir un vaso o bebida. En algunas personas aunque tengan el virus del herpes labial este no vuelve a aparecer y solo lo padecen una vez en la vida.

Cómo mejorar el herpes labial naturalmente

Aunque lo más probable es que una vez que tengamos un primer herpes labial estamos expuestos a que vuelva a asomar en cualquier momento.

Algunas situaciones de nuestra vida pueden predisponernos a que el herpes labial vuelva a aparecer como, el estrés, cansancio, bajada de defensas, cambios hormonales, menstruación, resfriados o gripes, el frío, el sol sin protección en los labios.

Los síntomas del herpes labial

Los síntomas que produce el herpes labial son varios ya que surgen unos primeros síntomas que nos alertan de que el herpes labial está próximo a aparecer y luego según van pasando los días, con el herpes fuera, vamos atravesando otros, hasta que el herpes llega a cicatrizar.

  • Los primeros síntomas comienzan con hormigueo en el labio, picor, punzadas, malestar e incluso algunas décimas de fiebre sobre todo nocturna.
  • Luego comienzan a asomar unas pupas o pequeñas ampollas las cuales contienen fluidos y son dolorosas.
  • Las ampollas se abren, es el momento más doloroso y contagioso.
  • Después de pasar este momento, en el herpes se forma una costra seca y de color marrón, y cuando la costra llega a romperse escuece y sangra.
  • Pasado este momento el herpes labial comienza a cicatrizar, la costra se suelta del todo y termina cicatrizando.

Es sumamente importante una vez que el herpes haya aparecido mantener unas medidas de higiene y de prevención para evitar contagiar el herpes labial a otras personas. Por tanto la higiene durante esos momentos deberá ser meticulosa, no debemos tocar el herpes y en caso de tocarlo debemos lavarnos de forma inmediata las manos.

herpes-labial

Es aconsejable no compartir los vasos, cubiertos y toallas, así como evitar dar besos, y el contacto físico con la pareja. Una vez que haya desaparecido debemos también cambiar tanto toallas, como sábanas y cepillo de dientes.

Consejos para prevenir la aparición o un nuevo brote de herpes labial

A continuación facilitamos una serie de consejos para prevenir los brotes de herpes labial.

Reforzar nuestro sistema inmunológico es imprescindible para que los cambios estacionales así como los cambios bruscos de temperatura nos pille fuertes ya que una de las causas por las que el herpes puede volver a brotar es una bajada de defensas.

La alimentación juega un papel importante también frente a la prevención ya que el déficit de algunos alimentos que contienen L-lisina predispone a las personas con estas carencias a frecuentes apariciones de herpes labial.

La L-lisina es un aminoácido esencial que se encuentra en algunas fuentes de proteínas de origen animal. Por tanto, si con frecuencia nos asoma un herpes labial debemos reforzar la ingesta de estos alimentos sí acaso no los consumimos con frecuencia: alimentos ricos en proteínas animales como la carne, leche y derivados lácteos, huevos, pescados azules.

En el mundo de los vegetales también podemos encontrar la L- lisina en las verduras de hojas verdes, berros, espinacas, brócoli, coles, perejil, espárragos, legumbres como, lentejas, judías, garbanzos, habas, guisantes, soja, tofu, levadura de cerveza, algas, quínoa, y frutos secos como el cacahuete.

consejos-herpes

Existen aportes de L-lisina que podemos encontrar en herbolarios, tiendas de productos naturales, parafarmacias, aunque las indicaciones sobre su compra así como su consumo deberá hacerse bajo supervisión médica o siguiendo los consejos de los especialistas en nutrición.

Siempre es mejor llevar a cabo una dieta sana y equilibrada en la que este aminoácido esencial esté presente y así evitaremos sufrir de esas carencias.

Remedios naturales para el herpes labial

Las infusiones que a continuación aconsejamos están destinadas por sus propiedades para reforzar nuestro sistema inmunológico y así prevenimos una bajada de defensas y un posible brote de herpes labial.

Infusión de bardana

La bardana posee propiedades calmantes, es rica en taninos y contribuye a disminuir la fuerza del virus que hace que el herpes labial brote, nos ayuda a estar fuertes frente al virus.

Para preparar esta infusión necesitamos una cucharadita de bardana seca y una taza de agua mineral.

Ponemos el agua a calentar y una vez que comience a hervir añadimos la bardana. Retiramos del fuego, tapamos la infusión y la dejamos reposando entre 8 y 10 minutos.

Destapamos la infusión, la colamos y la dejamos entibiar. Una vez tibia ya podemos tomarla.

Si gustan las infusiones con un toque dulce podemos añadirle una cucharadita de miel o de azúcar morena de caña. La infusión de bardana podemos tomarla 3 veces al día.

Infusión de equinácea

La equinácea es una planta medicinal que nos ayuda a aumentar las defensas, con lo que podemos prevenir la aparición del herpes labial o sus brotes.

Prepararemos esta infusión con una cucharadita de equinácea y una taza de agua mineral.

Ponemos el agua a hervir y una vez que esté hirviendo agregamos la equinácea. Retiramos del fuego, tapamos la infusión y la dejamos reposar durante 10 minutos.

Una vez que esté tibia, la tomaremos, si se prefiere dulce podemos añadirle una cucharadita de miel. Esta infusión podemos tomar una al día, durante un mes, y luego descansaremos tres meses.

equinacea-herpes-labial

Infusión de pasiflora y melisa

Otra de las prevenciones que podemos tomar es la de intentar serenarnos cuando atravesamos momentos de estrés, ansiedad, con lo que una buena infusión con propiedades relajantes nos viene muy bien.

En muchas ocasiones el estrés, la falta de descanso, contribuyen también a que nuestras defensas se resientan, con lo que podemos decir que los virus nos acechan como es el virus del herpes labial.

Esta infusión la prepararemos con estas dos maravillosas plantas. Para prepararla necesitamos una cucharadita de pasiflora, una cucharadita de melisa, y una taza de agua mineral.

Comenzamos hirviendo el agua y una vez que comience a hervir agregamos las hierbas, tapamos la infusión y la retiramos del fuego.

Dejamos reposando durante 10 minutos. Cuando esté tibia ya podemos tomarla. La infusión de pasiflora y melisa podemos tomarla todas las noches, nos ayudará a relajarnos, y a conciliar el sueño.

Síguenos en Facebook

Comenta en Natursan

Pin It on Pinterest