cosmo

Si quieres una piel purificada y completamente limpia de forma totalmente natural te desvelamos estos remedios naturales que te serán de gran ayuda, fáciles y sencillos de preparar en casa.

Limpiar y purificar la piel de manera totalmente natural con remedios caseros preparados y aplicados por nosotros mismos es posible a la vez que sencillo. Es tan sencillo como optar por ingredientes cien por cien naturales, y por seguir unos pasos simples y fáciles en casa.

Por ejemplo, los primeros pasos para limpiar y purificar la piel siempre de manera natural, comenzando con una sauna facial, un exfoliante, una loción facial tonificante, y una mascarilla nutritiva a la vez que refrescante que nos dejará una piel renovada, suave a la vez que lisa.

Descubre cómo purificar tu piel naturalmente

Es más, como te indicábamos anteriormente, los ingredientes que utilizamos para preparar estos remedios podemos conseguirlos en los dispensarios de productos naturales como herbolarios, parafarmacias, online. Son ingredientes totalmente naturales y fáciles de conseguir.

Remedios naturales para limpiar y purificar tu piel

Sauna facial

Preparar una sauna facial es muy fácil a la vez que beneficiosa para la piel de nuestro rostro, el vapor nos abre los poros con lo que eliminaremos tanto las toxinas como las impurezas.

Para preparar la sauna facial necesitamos hervir medio litro de agua mineral.

Retiramos del fuego y la ponemos en un recipiente hondo, una palangana, un bol ancho, ensaladera.

Seguidamente añadimos al agua los siguientes aceites esenciales: 2 gotas de aceite esencial de limón y 2 gotas de aceite esencial de geranio.

Nos cubrimos la cabeza con una toalla y nos inclinamos hacia adelante para beneficiarnos de las propiedades del vapor, durante 10 o 12 minutos.

sauna-facial

Exfoliante natural y casero

Este exfoliante es el siguiente paso después de la sauna ya que la sauna nos ha preparado los poros abriéndolos para con el exfoliante poder quitar y eliminar las impurezas que quedan incrustadas en la piel, como puntos negros, grasa, toxinas, células muertas.

Para preparar este exfoliante necesitamos el jugo de un limón, una cucharada de avena en polvo y una cucharadita de aceite de almendras dulces.

En un cuenco pequeño mezclamos bien los ingredientes anteriores.

Te recomendamos: Cómo hacer vahos naturales para limpiar la piel

Aplicación:

Lavamos la piel del rostro y la dejamos húmeda.

Cogemos un poco del preparado y lo aplicamos sobre la piel del rostro con movimientos circulares con cuidado de no acercarla al contorno de los ojos.

A continuación retiramos el exfoliante con abundante agua tibia.

Secamos cuidadosamente sin frotar dándonos suaves toques con una toalla suave.

Este exfoliante contiene limón por lo que debemos tenerlo en cuenta y no exponernos al sol hasta que hayan pasado unas horas.

El limón es fotosensibilizante y puede que la piel se manche.

Loción facial tonificante

El siguiente paso después de una buena exfoliación es un tónico facial para tonificar la piel y también para que nos ayude a cerrar los poros.

locion-facial

Para preparar esta loción necesitamos:

  • Una taza de agua mineral.
  • El jugo de un limón.
  • 6 gotas de aceite esencial de lavanda.
  • Dos cucharaditas de aceite de argán.

Mezclamos todos los ingredientes y lo ponemos en un envase de cristal.

Aplicación:

El tónico facial podemos aplicárnoslo a diario no solo cuando nos exfoliemos la piel.

Humedecemos un disco de algodón o gasa estéril en la loción y lo aplicamos sobre la piel del rostro.

Podemos utilizarlo después de desmaquillarnos, o antes de ponernos la crema hidratante.

El tónico que nos haya sobrado lo podemos conservar en el frigorífico para otras aplicaciones, en el frigorífico nos aguantará siete días.

Pasado este tiempo debemos renovarlo y prepararlo fresco nuevamente.

Descubre más: Mascarilla de yogurt para rejuvenecer la piel

Mascarilla nutritiva y refrescante

Esta mascarilla nutritiva y refrescante es muy fácil de preparar tan solo necesitamos los siguientes ingredientes:

  • 2 cucharaditas de bicarbonato.
  • 4 cucharadas de yogurt natural.
  • 2 cucharaditas de aceite de oliva virgen.
  • 2 cucharaditas de aceite de argán.

mascarilla-yogurt

Preparación:

Ponemos todos los ingredientes en un pequeño bol y mezclamos bien.

A continuación dejamos reposar durante 10 minutos.

Aplicación:

Cogemos un poco de mascarilla y lo extendemos sobre la piel del rostro teniendo cuidado de no rozar la zona próxima a los ojos.

Mantenemos la mascarilla durante 15 minutos y a continuación la retiramos con agua tibia.

Secamos cuidadosamente con una toalla suave y sin frotar.

Síguenos en Facebook

Comenta en Natursan

Pin It on Pinterest