cosmo

Descubre los ingredientes y pasos para hacer un exfoliante de café, muy beneficioso para prevenir o tratar el acné de forma natural.

El café ha conseguido posicionarse como una de las bebidas más consumidas cada día en el mundo. De hecho, ahora mismo estoy disfrutando del sabor y el aroma de una pequeña tacita de café, siempre sin superar –claro está- el número de tazas de café que se pueden tomar al día como máximo. Como de buen seguro sabrás, el café es especialmente rico en cafeína. Sobre los beneficios de la cafeína, podemos nombrar algunos de los más conocidos y populares: tiende a mejorar nuestro estado de ánimo, estimula el sentido de alerta, mejora la digestión y reduce el dolor de cabeza gracias a sus cualidades analgésicas. Mientras que, si eres deportista, te ayuda a mejorar el ritmo de ejercicio físico, rindiendo mejor y continuando quemando grasas incluso después de haber terminado la actividad.

No obstante, ¿sabías que también se convierte en un alimento muy beneficioso para la belleza? No solo cuando es aplicado sobre la piel, sino precisamente cuando lo consumimos habitualmente. Destaca por su alto contenido en antioxidantes y por su efecto estimulante, que se traduce en que la cafeína es capaz de dilatar los vasos sanguíneos, tonificando y tensando los tejidos a la vez que aumenta la circulación sanguínea y reduce la retención del agua. Por ello resulta muy interesante en caso de celulitis, ya sea como preventivo de la celulitis o bien como tratamiento natural.

Exfoliante de café

Precisamente por esta cualidad, en esta ocasión queremos explicarte cómo preparar un exfoliante de café especialmente aconsejado para aplicar sobre la piel, especialmente en aquellas zonas donde haya aparecido la molestia piel de naranja y la celulitis. Te explicamos los ingredientes que necesitas y los pasos para prepararlo fácilmente.

Ingredientes necesarios

  • Media taza de café recién molido
  • 4 cucharadas de agua
  • 3 cucharadas de aceite de oliva

Pasos para hacer el exfoliante de café

Si dispones de café en grano es ideal para utilizar en esta receta, ya que resulta más efectivo si el café ha sido recién molido. En caso contrario es igual de beneficioso, y vale igualmente para su aplicación sobre la piel.

  1. Pon las 4 cucharadas de agua en un cazo, y caliéntala.
  2. Una vez caliente mezcla la media taza de café.
  3. Deja reposar la mezcla durante 15 minutos, lo que te ayudará a que el café absorba el agua y se forme una especie de pasta.
  4. Ahora mezcla con el aceite de oliva.

Cómo usar el exfoliante de café

Antes de aplicar sobre la piel el exfoliante de café es recomendable que le limpies la zona con agua caliente. Luego aplícate el exfoliante de café  masajeándote la piel con movimientos circulares durante 5 minutos.

Deja transcurrir 5 minutos y luego retira los restos del exfoliante de café con agua tibia. Finalmente hidrata la piel con tu crema hidratante habitual.

Para qué sirve el exfoliante de café

El exfoliante de café resulta particularmente interesante en caso de celulitis, ya sea como preventivo o bien como tratamiento natural para reducir y aliviar la conocida como piel de naranja.

Síguenos en Facebook

Comenta en Natursan

Pin It on Pinterest