cosmo

El páncreas es un órgano importantísimo para nuestra salud. Por ello saber cómo cuidarlo es fundamental a la hora de protegerlo de forma natural y fácil.

Lo cierto es que aunque pueda parecer un tanto curioso, la realidad es que tendemos a acordarnos del páncreas cuando se diagnostica la existencia de una prediabetes (cuando los niveles de glucosa en la sangre son más altos de lo normal pero no son lo suficientemente altos como para que sea diagnosticado con diabetes) o de una diabetes (afección crónica que aparece cuando el organismo pierde la capacidad de producir insulina o usarla con eficacia), dado que se trata del órgano encargado de producir insulina, una hormona encargada de regular la cantidad de glucosa en la sangre, entre otras importantes funciones.

El páncreas es un órgano que encontramos situado en el sistema digestivo., cuya cabeza se localiza en la concavidad formada por la segunda porción del duodeno. Para ser aún más preciso, debemos decir que se trata de una glándula insulina. Entre sus funciones más importantes nos encontramos con que produce insulina, glucagón, somatostatina y una célula exotrina que segrega jugo pancreático que pasa por el intestino delgado. Estas enzimas tienden a ayudar en la ruptura de los glúcidos, los ácidos nucleicos y los carbohidratos lipidos en el quimo.

Cuidar el páncreas

Puede llegar a medir entre 20 a 30 centímetros, una anchura de 4 centímetros, un grosor de 5 centímetros y un peso de aproximadamente 70 a 150 gramos.

Las enfermedades más comunes del páncreas

Las enfermedades del páncreas no suelen ser muy frecuentes. De hecho aparece  sobretodo en épocas de desarrollo y crecimiento, o más bien en épocas de vejez. Destaca la pancreatitis, que puede ser aguda (enfermedad grave que puede ser mortal si no se trata rápidamente, causando síntomas que pueden confundirse con los de una obstrucción intestinal o una peritonitis) o crónica (proceso inflamatorio consecuencia de la liberación de enzimas del páncreas dentro del parénquima glandular).

Consejos para cuidar el páncreas

1. Evita determinados alimentos

Es importante evitar los alimentos de origen animal, es decir, los ricos en grasas animales. Por otro lado, también es útil eliminar los fritos y optar por otras formas de cocción muchísimo más sanas y saludables. También es recomendable evitar los quesos muy fermentados, así como alimentos con colorantes y otros aditivos y bebidas con colorantes (como por ejemplo los refrescos o zumos envasados no naturales).

También es recomendable beber al menos 2 litros de agua pura cada día, especialmente de mineralización débil.

2. Escoge alimentos más sanos

En el cuidado natural del páncreas destacan alimentos tales como granos integrales y vegetales elaborados al vapor. Como endulzantes puedes optar por la miel y por el azúcar moreno, sustituyendo el azúcar blanca o blanquilla (que como de buen seguro sabrás es muy poco saludable), además de optar por leches vegetales en lugar de leches de origen animal.

Asimismo, también destacan otros alimentos como frutas naturales y verduras frescas, además de pescados no muy grasos.

3. Practica ejercicio físico

El ejercicio físico es fundamental a la hora de mantener una buena salud, y en especial es muy útil para cuidar y proteger la salud del páncreas. En este sentido, puedes optar por opciones relajantes como el yoga, o bien optar por ejercicios aeróbicos no muy exigentes con tus articulaciones, como por ejemplo caminar.

La practica regular de ejercicio físico es especialmente útil para el cuidado del páncreas porque ayuda a vigorizar sus funciones, a la par que mantiene la buena circulación de oxígeno a lo largo de todo el organismo.

4. Reduce o elimina determinados hábitos

En el cuidado del páncreas es también importantísimo eliminar determinados hábitos malsanos y muy negativos para tu salud, como por ejemplo fumar y beber alcohol, incluso aunque sea ocasional (por ejemplo, en ocasiones determinadas como cumpleaños o fiestas).

De hecho, ¿sabías que el alcohol es uno de los mayores irritantes que existen del páncreas?.

5. Mantén un peso adecuado

Mantener un peso ideal es fundamental en el cuidado no solo de la salud en general, sino particularmente del páncreas, de la misma forma que ocurre con el hígado y en especial con el hígado graso.

Si tienes dudas sobre cuál sería tu peso ideal puedes consultar sobre el peso ideal en hombres o el peso ideal en mujeres, y así descubrirlo.

Síguenos en Facebook

Comenta en Natursan

Pin It on Pinterest