cosmo

La uña de gato es una planta medicinal no tan conocida como otras, pero cuyas propiedades y beneficios son en realidad igual de importantes. Descubre remedios naturales con uña de gato y también sus contraindicaciones principales.

La uña de gato es una planta trepadora y silvestre que procede de Centroamérica y Perú. El nombre común con el que se le conoce es “Uña de gato”, esto se debe a que en su tallo tiene unas espinas en forma de garras que recuerdan muchísimo a las pequeñas garras de este animal.

El nombre científico de esta planta medicinal es Uncaria tomentosa y pertenece a la familia de las Rubiaceae, comúnmente se le conoce con otros nombres además de uña de gato, garabato, bejucote.

Beneficios de la uña de gato

Las partes de esta planta que se utilizan para preparar diversos remedios medicinales son la raíz y la corteza.

Las propiedades de esta planta medicinal son las siguientes: antiinflamatoria, estimulante de las defensas, antiviral, analgésica, anticoagulante, antioxidante, cicatrizante, analgésica y sudorífica.

Por otro lado, entre sus principios activos podemos mencionar la presencia de alcaloides oxindoles, glicósidos, glucoácidos, fenólicos y antiácidos.

Son muchos los beneficios de la uña de gato y esta planta medicinal es utilizada desde tiempos remotos para curar diversas enfermedades, curar heridas, combatir infecciones, para el alivio de los dolores articulares, así como para aumentar las defensas.

Esta planta medicinal podemos conseguirla en los herbolarios, parafarmacias, tiendas de productos naturales, online.

Podemos encontrar uña de gato en distintos formatos en herbolarios y tiendas especializadas. ¿Las más comunes? Planta seca o corteza seca, en forma de cápsulas y en extractos.

Conoce los beneficios de la Uña de gato

¿Y cuáles son los beneficios más importantes que encontramos en la maravillosa uña de gato? Son los siguientes:

  • Para aumentar las defensas, tónico para evitar enfermedades.
  • Bajar la fiebre.
  • Cicatrizar heridas.
  • Depurar los riñones.
  • Problemas estomacales.
  • Dolores articulares.
  • Regular el ciclo menstrual.
  • Recuperación después del parto.
  • Regular el acné.
  • Actúa contra los hongos.
  • Diarrea.
una-de-gato-planta-medicinal

Cómo preparar 3 remedios caseros con Uña de gato

Infusión de Uña de gato para subir las defensas

Entre las propiedades de esta planta medicinal destaca su acción para reforzar el sistema inmunológico con lo que podremos prevenir diversas enfermedades, así como para hacer frente a los cambios estacionales.

Para hacer esta infusión necesitamos hacer una infusión con corteza de uña de gato.

Ingredientes:

  • 2.5 gramos de corteza de uña de gato bien troceadita.
  • 200 ml. de agua mineral.
  • Una cucharadita de miel.

Elaboración:

Lavamos bien la corteza de uña de gato y la troceamos menudamente.

En un cazo ponemos el agua a calentar junto con la corteza.

Una vez que comience a hervir bajamos el fuego y dejamos hirviendo durante 10 minutos.

Retiramos del fuego, colamos la infusión y cuando esté tibia ya podemos tomarla.

Añadimos una cucharadita de miel para aportarle más propiedades beneficiosas o si la miel no gusta, endulzaremos al gusto.

Esta infusión podemos tomar una taza 3 veces al día, sobre todo ante de los cambios estacionales en Otoño e Invierno para prevenir los resfriados y catarros.

Cómo preparar una decocción de Uña de gato para aliviar dolores asociados a la artrosis o artritis

Las propiedades antiinflamatorias de esta planta medicinal la convierten en un remedio eficaz para el alivio que ocasionan tanto la artritis como la artrosis, también alivia dolores musculares.

Para preparar esta decocción necesitamos corteza seca de uña de gato.

Esta decocción es para uso externo.

Ingredientes:

  • 10 gramos de corteza de uña de gato.
  • 400 ml. de agua.

Elaboración:

En una olla ponemos el agua a calentar junto con la corteza bien troceadita.

Una vez que comience a hervir, reducimos el fuego al mínimo y mantenemos hirviendo durante 15 minutos.

Tapamos la decocción y dejamos reposar durante 10 minutos.

Colamos la decocción y cuando esté fría humedecemos un paño de algodón o compresa y lo aplicamos sobre la zona dolorida.

infusion-una-de-gato

Cómo preparar una decocción antioxidante con Uña de gato

Una de las propiedades medicinales y beneficiosas para nuestro organismo son las propiedades antioxidantes que nos ayudarán a prevenir el envejecimiento de las células.

Para preparar esta decocción antioxidante necesitamos recurrir a la raíz de esta planta.

Ingredientes:

  • Una cucharadita de raíz seca de uña de gato.
  • 200 ml. de agua mineral.

Elaboración:

Ponemos el agua en un cazo junto con la raíz de uña de gato.

Calentamos y cuando comience a hervir, bajamos el fuego al mínimo y mantenemos el hervor durante 10 minutos.

Retiramos del fuego y colamos la decocción.

Una vez que esté tibia ya podemos tomarla.

Endulzaremos al gusto, sí acaso gustara con toque dulce.

Podemos tomar 2 o 3 tazas al día.

Contraindicaciones de la Uña de gato

La uña de gato es bien tolerada siempre que se consuma en las dosis terapéuticamente aconsejadas por lo que antes de decidirnos a recurrir a esta planta medicinal debemos consultar con el médico o con los profesionales terapéuticos así como seguir sus pautas y consejos.

La Uña de gato está contraindicada en los siguientes casos:

  • Niños menores de 12 años.
  • En caso de embarazo.
  • Durante el periodo de lactancia.

Síguenos en Facebook

Comenta en Natursan

Pin It on Pinterest