cosmo

¿Tienes jaqueca? Si quieres aliviar el dolor de cabeza naturalmente te proponemos 4 trucos sencillos útiles para combatir las jaquecas fácilmente.

La jaqueca es un tipo de dolor de cabeza que se caracteriza principalmente porque no solo causa molestias y dolor en la cabeza, sino que en la mayoría de las ocasiones puede aparecer a su vez con otros síntomas relacionados que en definitiva lo convierten en un trastorno fácilmente diagnosticable: náuseas, presencia de un dolor pulsátil muy molesto situado a un solo lado de la cabeza, sensibilidad a la luz y molestias relacionadas (fotofobia), molestia al ruido y vómitos. Pero antes puede aparecer lo que se conoce como “aura”, que son un grupo determinado de síntomas que tienden a advertir de que luego se va a presentar un dolor fuerte de cabeza; en este sentido destaca la presencia de cambios en la visión.

La jaqueca tiende a comenzar antes de los 40 años, aunque es posible que aparezca años más tarde. Es considerada como una enfermedad crónica y de causa no tan conocida desde un punto de vista médico, aunque es cierto que existen algunos elementos o factores que pueden influir en su aparición. No obstante, sí se cree existe una causa médica que lo provoca: dilatación de los vasos sanguíneos de la cabeza, los cuales estimulan las terminaciones nerviosas que luego causan dolor.

Cómo combatir la jaqueca

¿Cuáles son las causas que provocan jaqueca?

Aunque la cadena exacta de causas que pueden ocasionar la aparición de la jaqueca aún no está claro, la mayoría de expertos consideran que el ataque de jaqueca comienza en el cerebro, involucrando tanto vías nerviosas como químicos.

Entre aquellas causas que pueden ocasionar la aparición de una jaqueca podemos mencionar: tensión nerviosa, estrés y ansiedad, consumo de alcohol, abstinencia de cafeína, cambios en los patrones del sueño, ejercicio físico, saltarse comidas, olores y perfumes fuertes, fumar o exponerse al humo del cigarrillo, cambios en los niveles hormonales en la mujer, uso de píldoras anticonceptivas, luces muy brillantes o ruidos muy fuertes.

También existen determinados alimentos que pueden desencadenar la presencia de la jaqueca: chocolate, productos y derivados lácteos, alimentos con glutamato monosódico, determinadas frutas (cítricos, aguacate y plátanos), carnes con nitratos, frutos secos (cacahuetes y nueces), alimentos con tiramina (vino rojo, legumbres, quesos curados y pescado ahumado) y alimentos procesados.

¿Cómo combatir la jaqueca?

1. Masaje relajante de lavanda

Es una forma sencilla y útil de combatir las jaquecas. Consiste en ponerte en los dedos unas gotitas de aceite esencial de lavanda, y darte masajes suaves en las sienes durante algunos minutos, tratando de relajarte y de reducir la tensión nerviosa, el estrés y la ansiedad que puedas sentir por la aparición del dolor de cabeza.

aceite-lavanda

2. Bebida de jengibre

El jengibre es un alimento que aporta un beneficio antiinflamatorio y analgésico útiles para aliviar las jaquecas. Para disfrutar de estas cualidades debes mezclar una cucharadita de jengibre molido en un vaso de agua, y beber desde el primer momento en el que creas que vas a sufrir una jaqueca.

3. Compresas de agua fría

Las compresas de agua fría ayudan a calmar los dolores de cabeza, en especial la jaqueca. Para elaborar este remedio solo necesitas cinco gotas de aceite esencial de lavanda y cinco gotas de aceite esencial de manzanilla o de mejorana. Pon en un cuenco los aceites esenciales con agua fría, y remoja dos toallitas o paños en el agua con el aceite. Acuéstate y ponte la toallita o el paño remojado en la frente, y otra en la nuca, dejando actuar durante media hora.

compresas-lavanda

Mientras que la lavanda ayuda a aliviar el estrés tanto físico como mental y es útil en casos de ansiedad, la manzanilla o la mejorana aporta virtudes relajantes.

4. Infusión de romero y jengibre

Puedes elaborar una infusión con romero seco y jengibre recién molido, ideales para aliviar el dolor de cabeza al aumentar la circulación. Para prepararla necesitas poner en un cazo el equivalente a una taza de agua y lleva a ebullición. Cuando el agua comience a hervir añade 2 cucharaditas de romero seco y 1 cucharadita de jengibre recién molido. Deja hervir 3 minutos. Pasado este tiempo apaga el fuego, tapa y deja en reposo otros 3 minutos. Cuela y bebe.

Puedes tomar hasta un máximo de 3 tazas por día de esta infusión, hasta que la jaqueca disminuya y desaparezca.

Imágenes | Quinn Dombrowski / iStock / Brian

Síguenos en Facebook

Comenta en Natursan

Pin It on Pinterest